PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Iberia quiere sustituir la cláusula ‘no show’ por otra que penalice al viajero que no use su billete en su totalidad

La Dirección General de Consumo del Govern balear alerta al consumidor y le pide que ante estas situaciones reclame sus derechos
|

La Dirección General de Consum del Govern balear ha lanzado una alerta a los usuarios: la cláusula ‘no show’, concedida abusiva por el Tribunal Supremo en noviembre ante una demanda colectiva de la OCU continúa figurando en las condiciones de compra que Iberia publica en su página web oficial.

Hay que recordar que esta cláusula autorizaba a Iberia a cancelar trayectos adquiridos en caso de no utilización de alguno de ellos.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Por ello piden a los consumidores que “hasta que la compañía no lo retire, hay que tener cautela”.

El director General de Consumo,  Francesc Dalmau, confirma que en varias inspecciones de consumo realizadas se levantó acta el lunes 17 y este miércoles 19 se volvieron a encontrar dicha cláusula en las condiciones generales de contratación de esta línea aérea. El texto es muy parecido de cuando Iberia fue sancionada por esta Dirección General de Consumo.

Frances Dalmau, director general de Consumo, y Patricia Gómez, Consellera de Salud, en la que comparecencia que anunciaron la sanción contra Iberia.

En ese diálogo entre Iberia y la entidad de consumo balear ha surgido una alternativa que plantea la compañía aérea y que supondría establecer una penalización al consumidor si no utiliza alguno de los dos vuelos de su billete. Por el momento no hay más detalles sobre esta cuestión que sí ha encendido la luz roja en el seno del Govern balear.

PUBLICIDAD

Dalmau señala que “hay que estudiar muy bien lo que nos plantean ahora porque no nos gustaría tener una nueva cláusula abusiva que vulnerase los derechos de los consumidores”. No cree que esta nueva cláusula que quiere incluir Iberia en sus contratos genere un ‘efecto dominó’ y aparezca en otras compañías.

“Esperemos que el efecto que genere sea otro contrario, de alerta en las propias compañías. Es fundamental que informen antes del embarque de las condiciones de contratación y cuál será el importe de la penalización a la que podemos estar sometidos si dejamos de utilizar uno de los dos vuelos de nuestro billete”.

PUBLICIDAD

Iberia sancionada por comportamiento irregular

Hace unos días por la aplicación de esta cláusula a los consumidores, el Govern impuso una multa de 448.000 euros a Iberia que la propia compañía aérea ha recurrido ante la Consejería de Salud. El recurso interpuesto el pasado 5 de diciembre deberá tener una contestación en el plazo de un mes.

PUBLICIDAD

Dalmau señala que lo primero que debería hacer Iberia es “eliminar dicha cláusula ‘no show’ de las condiciones generales de contratación porque ahí sigue estando escrito”.

Una vez que la eliminen “habrá que ver qué política de empresa quieren seguir. La penalización arbitraria al consumidor por no usar uno de los dos trayectos, sin que éste conozca el importe antes de embarcar, hay que estudiarlo porque nos genera muchas dudas jurídicas en cuanto a su viabilidad”.

Según comenta este experto, Iberia es una de las pocas líneas aéreas que mantiene la citada cláusula. El resto la han ido modificado y eliminando de su catálogo de condiciones generales de contratación.

Dalmau explica que Air Europa tuvo un expediente sancionador por casi 100.000 euros que abonó en pronto pago, con lo que tuvo un descuento y fue retirada de esas condiciones de contratación. La sanción quedó en unos 80.000 euros.

Desde esta Dirección General de Consumo piden a los consumidores que embarquen en Iberia “que sean precavidos y preguntan por la política de cancelación de vuelos”.

PUBLICIDAD

De encontrarse con la cláusula o alguna penalización deben reclamar tanto a la línea aérea como a la Dirección General. De hecho, las dos actas levantadas esta semana se remitieron al departamento de Sanciones.

En la actualidad, según comenta el propio director General de Consumo, el problema en las líneas aéreas en Baleares tiene dos nombres: Vueling, ya sancionada, y Ryanair. “Son las compañías que más reclamaciones han generado a lo largo de este 2018”.  Cuestiones como pérdidas de equipajes, reclamaciones por alguna incidencia en el vuelo y cancelaciones, copan las quejas de los consumidores.

“En este año vamos a tener un nuevo récord de reclamaciones, por encima de las 1.500, de un total global de 8.000. Es el segundo sector con más reclamaciones en las Islas”, aclara Dalmau.

Pese a todo, este año hay más tranquilidad en Baleares aunque hay que tener en cuenta que la actividad de las citadas compañías se reduce “de forma notable” con respecto a la temporada alta de verano.