«Lo mejor es que el juez vea que NO ERES UN ‘PSICÓPATA DESCUARTIZADOR'»

«Lo mejor es que el juez vea que NO ERES UN ‘PSICÓPATA DESCUARTIZADOR'»

|
12/6/2015 00:00
|
Actualizado: 12/6/2015 00:00
|

Parece una historia de Mortadelo y Filemón, pero es real. Una supuesta psicóloga de la Guardia Civil ha tratado de convencer a Bruno Hernández Vega, conocido como el descuartizador de Majadahonda, para que se autoinculpe: «Lo mejor es que el juez vea que no eres un ‘psicópata descuartizador’ sino un joven con problemas». Su abogado, Marcos García Montes, lo ha denunciado públicamente.

También ante el juez competente en el caso, el titular del Juzgado de Instrucción número 1 de Navalcarnero.

La supuesta agente de la Benemérita, que responde por el nombre de «Cristina», fue a ver al sospechoso a la cárcel de Valdemoro el pasado 1 de junio. Allí se entrevistó con Bruno Hernández Vega, no en el locutorio, que suele ser lo normal, sino en otra dependencia.

En ese lugar trató de presionarle para que se declarara culpable.

Según García Montes, la supuesta agente le advirtió de que si no colaboraba le iba «a perjudicar, porque tu abogado no quiere que salgas de prisión». Y añadió que si no cooperaba con ella podría conseguir que lo cambiaran de módulo y que lo aislaran, «con lo que la vida en la cárcel le resultaría más difícil».

«Lo mejor es que el juez vea que no eres un `psicópata descuartizador`sino un joven con problemas. Si colaboras, podrías obtener beneficios penitenciarios y una reducción de condena». De acuerdo con el abogado, eso es lo que la supuesta «agente» Cristina, le dijo a su cliente, lo cual quedó plasmado en un relato de los hechos redactado por Bruno Hernández, a petición suya, junto con otros dos más, el de Yolanda Arias Vega, la madre del procesado, y Bárbara Yanic, su compañera sentimental.

Porque la «agente Cristina» también se entrevistó con ellas, y con la hermanastra del joven, Leticia Casandra Arias Vega, entre el 2 y el 4 de junio.

A las tres también trató de convencerlas de que presionaran a Bruno Hernández para que se declarara culpable.

«Dile a tu hermano que confiese y que se declare culpable», dice García Montes que la «agente Cristina» le aconsejó a Leticia Casandra.

La conducta de la «agente Cristina», caso de que fuera miembro de la Benemérita, es de lo más irregular porque rompe las reglas del juego que deben respetarse en las investigaciones.

«Ha violentado los derechos humanos. Es de libro. Porque lo ha hecho al margen del juez y del fiscal. En el Juzgado me han dicho que no saben nada de esto. Violentando le presunción de inocencia y el derecho del sospechoso a no declarar y a no autoincriminarse. La ‘agente Cristina’ ha vulnerado de pleno la Declaración Universal de Derechos Humanos de Naciones Unidas, el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos y la Convención Europea de Derechos Humanos», explicó García Montes en rueda de prensa.

La «agente Cristina», explicó el letrado, puso especial hincapié en que abandonaran sus servicios y cogieran «otro abogado».

La respuesta del conocido especialista en penal ha sido fulminante.

Ha presentado las declaraciones del procesado, su madre y su compañera sentimental ante el Juzgado competente. Y ha solicitado que les tomen declaración, para que ratifiquen los documentos presentados.

Asimismo, ha solicitado al juez que oficie las medidas necesarias para que se identifique a la «agente Cristina»,  que se investigue el teléfono móvil facilitado por la misma , así como el correo electrónico, desde el que les mandó mensajes a las dos mujeres.

«La Guardia Civil debe abrir una investigación interna para depurar responsabilidades. Es del todo anormal que operen de esta manera -si lo han hecho- vulnerando los derechos más fundamentales. Nuestra intención es llegar hasta lo más alto, incluso hasta el defensor del Pueblo. Los derechos fundamentales están para respetarlos. Esto es una democracia no un estado policial ni una tiranía», terminó explicando García Montes.

 

Noticias Relacionadas: