El vocal Cuesta afirma que la JUSTICIA TIENE UN PROBLEMA ESTRUCTURAL: «EL SISTEMA NO FUNCIONA»

El vocal Cuesta afirma que la JUSTICIA TIENE UN PROBLEMA ESTRUCTURAL: «EL SISTEMA NO FUNCIONA»

|
11/7/2015 00:00
|
Actualizado: 11/7/2015 00:00
|

El vocal progresista del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Álvaro Cuesta, reconoce que la Justicia padece un sistema estructural y por eso «el sistema no funciona».

De acuerdo con Cuesta, que ha sido diputado del PSOE entre 1982 y las últimas elecciones generales de 2011, «existe un problema de organización inacabada de la Justicia y de los procesos decisorios, de yuxtaposición y solapamiento de competencias, y también de mapa territorial. Hay un problema estructural y el sistema no funciona». 

El vocal hizo estas declaraciones durante su intervención en la mesa redonda final del curso «La relación del Poder judicial con los otros poderes del Estado. Política e independencia judicial», que ha tenido lugar durante toda esta semana en la Escuela de Verano del Poder Judicial, que se celebra todos los años en el Pazo de Mariñán, A Coruña.

Cuesta propuso abiertamente la necesidad de plantearse si el órgano constitucional de gobierno del Poder Judicial está bien definido en su composición, en su funcionamiento y en sus competencias. Y también si es preciso un nuevo diseño constitucional. 

«En todo caso, no debe perderse de vista que el CGPJ es un órgano constitucional del Estado al servicio de la sociedad y de la independencia del Poder Judicial».

Cuesta recordó que el mapa de transferencias de las competencias en Justicia a las Comunidades Autónomas no se ha completado, por lo que hay territorios donde la administración y los medios de la Justicia dependen de la Comunidad Autónoma (en 12 CC.AA.) y otros en donde depende directamente del Ministerio de Justicia (en 5 CC.AA.).

Esto supone, en su opinión, que se empieza a padecer una Justicia de dos velocidades, según el territorio, por lo que ha reclamado un mapa territorial y un modelo definido de organización territorial.

Para solucionar este problema, Cuesta planteó «un gran acuerdo de Estado, desde la responsabilidad, y por lo tanto, un pacto social y político de la Justicia».

E insistió en que el CGPJ se ofrece, desde sus competencias y desde la lealtad institucional con todas las administraciones, a ser un punto de encuentro para contribuir e impulsar dicho acuerdo de Estado.

«Es necesario impulsar desde el Gobierno, en colaboración con las comunidades autónomas y con el Consejo General del Poder Judicial, un plan de choque por la Justicia», sostuvo.

Como moderador de la mesa política planteó a los asistentes diversas cuestiones en relación al futuro de la Justicia, entre ellas si los jueces y magistrados pueden cumplir su función y en qué condiciones «tras 37 años de vigencia de la Constitución y tal como están las cosas». «¿Está bien defendida la independencia del Poder Judicial?, ¿A quién beneficiaría el retroceso del servicio público de la Justicia?», se ha preguntado.

Para el vocal es urgente la reforma del Ministerio Fiscal para encomendarle la instrucción del proceso penal, así como «fortalecer la independencia del Poder Judicial, y ser ambiciosos con las reformas procesales, sobre todo en el ámbito penal».

El vocal progresista moderó una mesa redonda en la que participaron José Miguel Castillo Calvín (portavoz del Grupo Popular en la Comisión de Justicia), Lourdes Ciuró i Buldó (portavoz del Grupo Parlamentario Catalán de Convergència i d’Unió en la Comisión de Justicia), Arcadio Díaz Tejera (senador del PSOE), Gloria Elizo Serrano (responsable del área legal de Podemos) y Ricardo Sixto Iglesias (Grupo IU).

Noticias Relacionadas: