RODRÍGUEZ MENÉNDEZ DENUNCIADO por supuestamente ESTAFAR 120.000 EUROS a unos empresarios
El abogado José Emilio Rodríguez Menéndez se enfrenta a una acusación que podría volver a llevarlo a la cárcel. Foto: Carlos Berbell/Confilegal.

RODRÍGUEZ MENÉNDEZ DENUNCIADO por supuestamente ESTAFAR 120.000 EUROS a unos empresarios

|
14/10/2015 00:00
|
Actualizado: 14/10/2015 00:00
|

El conocido abogado Emilio Rodríguez Menéndez vuelve a tener problemas con la Justicia española. Cuatro empresarios lo han denunciado, ante los Juzgados de Plaza de Castilla, por un supuesto delito de estafa de 120.000 euros en un negocio de suministro de petróleo, y por un supuesto delito de intrusismo profesional.

De acuerdo con la denuncia, Rodríguez Menéndez les propuso un negocio de “desarrollo de un negocio de suministro de petróleo en Buenos Aires, Argentina, con el que obtendrían una gran rentabilidad”, se puede leer.

Para poder comprar petróleo, la cosa pasaba por constituir una sociedad anónima en ese país, “a través de la cual se realizarían las compras de petróleo y derivados en IPF Argentina”, como queda acreditado en el dictamen que elaboró Rodríguez Menéndez “de fecha 28 de junio de 2014”.

“Una vez analizada la propuesta realizada por el Sr Rodríguez Menéndez, y considerando que la misma resultaba viable, los ahora denunciantes procedieron a seguir las indicaciones señaladas por el señor Rodríguez Menéndez, sin sospechar en ningún momento del ánimo fraudulento y engañoso de sus intenciones”, dice la denuncia.

Con ese fin se constituyeron, el 4 de agosto de 2014, las empresas Oilmein Training, S.L., Energy Global Investiment, S.A., Latin American Petrolium Co., e Hidrocarburos American Co.

NO SOSPECHARON

Ninguno de los empresarios denunciantes sospechó nada, a pesar del pasado del conocido abogado, que acababa de regresar a España después de seis años huido de la Justicia.

El papel de Rodríguez Menéndez en las cuatro sociedades iba a ser el de “representante legal”, encargado de “llevar a cabo todas las gestiones relacionadas con el proyecto de suministro energético en curso”. En consecuencia, los cuatro socios desembolsaron 120.000 euros en concepto de capital societario, que le fue entregada al abogado.

Pasado un tiempo, y a la vista de las evasivas de Rodríguez Menéndez, hicieron unas indagaciones sobre el asunto. Descubrieron que el “capital societario entregado al denunciado” no había sido depositado en “ninguna entidad financiera, que las mercantiles no están tramitadas en el AIF y que por ello no están registradas en el CUIT”. 

Los denunciantes tienen claro el delito de estafa y también el de intrusismo profesional. Porque Rodríguez Menéndez está incapacitado por el Colegio de Abogados de Madrid para el ejercicio de la profesión.

“Según las pruebas que aportan mis clientes, la entrega queda demostrada sin que la finalidad de la misma haya sido acreditada», explicó a Confilegal José María Garzón, socio director de Garzón Abogados, representante legal de los afectados.

RODRÍGUEZ MENÉNDEZ LO NIEGA TODO

El conocido letrado, “alma mater” del despacho Estudio Jurídico Internacional Cava, niega todo. Niega la supuesta estafa. “A mí no me han dado un euro. Fui a orientarles sobre cómo se constituía una sociedad en Isla Caymán. Ellos querían comprar petróleo en Argentina. Allí les puse en contacto con dos o tres personas. Les pagué todos los gastos de mi bolsillo”, explicó a Confilegal.

“¡Luego pretendieron hacer una estafa cambiando los precios!”, añadió el abogado.

Sobre la segunda acusación, la de intrusismo profesional, Rodríguez Menéndez reta al mundo a que alguien le muestre un solo documento en el que figure su firma.

“No existe ningún documento en España en el que se demuestre que yo haya actuado como abogado. Reto a cualquiera a que lo demuestre. No hay ninguna firma mía en España actuando como letrado”, remacha Rodríguez Menéndez con seguridad.

El abogado está suspendido, por el Colegio de Abogados de Madrid, hasta el 16 de enero de 2016.

PARA SABER MÁS: RODRÍGUEZ MENÉNDEZ NO PUEDE ejercer como ABOGADO por estar SUSPENDIDO

Según Rodríguez Menéndez, son dos de los empresarios los que le deben a él 150.000 euros, que ya ha procedido a reclamar en tres asuntos diferentes que ya han sido admitidos.

DOS CONDENAS

Rodríguez Menéndez fue condenado dos veces en la década de 2000.

La primera, en julio de 2002. La Sección Primera de la Audiencia Provincial de Madrid le condenó a dos años de prisión por la distribución, en 1997, de un vídeo de contenido sexual del director de El Mundo, Pedro J. Ramírez, tipificado como delito contra la intimidad.

La segunda fue en febrero de 2005. El tribunal de la Sección 17 de la misma Audiencia –del que formaba parte la actual alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena- lo condenó por un delito continuado contra la Hacienda Pública a 6 años de prisión, multa de 24.753.698,52 euros y a indemnizar con 1.839.716,85 euros a la Hacienda, además de suspenderle sus derechos a ejercer la profesión durante el tiempo de la condena.

Esta nueva condena, a pesar de no ser firme, reactivó la anterior, que sí que lo era.

La Audiencia Provincial decretó, en junio de 2005, su inmediato ingreso en prisión.

Rodríguez Menéndez la evadió huyendo a Argentina. Las autoridades judiciales españolas dictaron una orden internacional de búsqueda y captura.

El letrado fue finalmente detenido en julio de 2005 en Argentina cuando salía de un restaurante en compañía de su esposa de entonces. Fue ingresado en una prisión argentina pero una juez le dejó en libertad en ese país.

Rodríguez Menéndez regresó a España, de incógnito, para visitar a su madre enferma, en mayo de 2006.

Entonces fue detenido por la Policía.

Cinco meses más tarde, en octubre, la Sala de lo Penal del Tribunal Supremo elevó la condena del delito contra la Hacienda Pública de 6 a 10 años de cárcel al estimar que en vez de un solo delito continuado se habían producido cuatro delitos, a los que le correspondían cuatro penas de dos años y medio cada una.

Lo que hicieron un total de 10 años de cárcel que se redujeron a 7 años y medio de cumplimiento en prisión.

Sumadas las dos condenas, le restaba de cumplir 9 años y seis meses de prisión.

LA SEGUNDA HUIDA

Rodríguez Menéndez permaneció en prisión hasta agosto de 2008, fecha en que se fugó, otra vez a Argentina, aprovechando un permiso de cuatro días de la prisión de Teixeiro, donde cumplía condena.

Las autoridades españolas trataron, sin éxito, de extraditarle repetidas veces.

El abogado regresó a España principios de 2014, una vez que las dos condenas, así como la fuga de la cárcel gallega, habían prescrito.

Sin embargo, lo que no ha prescrito es la responsabilidad civil establecida en la sentencia de 2005.

Noticias Relacionadas: