Las “Big Four” lideran el mercado de la abogacía a nivel salarial aunque otras firmas acortan distancias

De izquierda a derecha Ignacio Bao, socio director de Signium y Carlos de la Pedraja, decano de la IE Law School.
|

En un sector tan competitivo como es la abogacía de los negocios en nuestro país, la semblanza que hace de él la consultora Signun en su XIII estudio de retribuciones realizado en colaboración con el IE Law School, hay que tenerla en cuenta. Hay una bajada moderada de los salarios de todas las categorías (2,3%) con el incremento de su componente variable en aquellas categorías más altas. Las Big Four siguen liderando el mercado nivel salarial aunque las distancias se han reducido a lo largo del pasado año.

A nivel profesional, “abogados entre 35 y 45 años entre seis y 10 años de experiencia que quieran replantearse su futuro profesional tienen en el mundo de las operaciones, Corporate un buena salida al igual que en el campo inmobiliario o de Real Estate”, indica Ignacio Bao, socio director de la consultora Signium.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Este profesional  también subrayó , como un dato a tener en cuenta el auge de los expertos en protección de datos en los despachos ante la inminente entrada del Reglamento Europeo de Protección de datos (RGPD) a partir del próximo 25 de mayo “Es un fenómeno emergente en el que al menos los despachos que puedan dar este servicio  tienen trabajo durante al menos los dos próximos “.

Para Carlos de la Pedraja, decano del IE Law School “en los próximos años asistiremos a una guerra de talento en todas las categorías del despacho”. Desde su punto de vista aquellas firmas que sepa plantear un proyecto a medio largo plazo a esos abogados serán las que consigan retener el talento de esos profesionales que no buscan únicamente una retribución salarial alta sino también un reconocimiento profesional y buen clima laboral.

Retribuciones que siguen a la baja

Fue Leticia de Laiglesia, Associate principal de Signium, quien se encargó de presentar los resultados del estudio que presenta algunas novedades respecto del de 2016.  Además del liderazgo salarial de las “Big Four” (cuatro grandes) y el reajuste de los despachos internacionales al mercado, por tercer año consecutivo el salario en la categoría de Director crece frente al resto de categorías que decrece.

PUBLICIDAD
Ignacio Bao, socio director de Signium y Carlos de la Pedraja, decano de la IE Law School.

En el estudio se indica que un Becario anualmente tiene una retribución de  13.026 euros, sin variable, el junior  (1 a 3 años) unos 34.239 euros y un variable de 1296 euros, el Asociado  (4 a sexto año ) 49.369 y un variable de  5.793 euros, Abogado Senior  ( del 7 al 9º año)  69.856 euros y una parte variable de 12.629 y el Director  (A partir del 10º año) 105.886 euros y un variable de 23.918 euros.

En este año de bajada de salarios, más sensible que en el 2016, donde la media fue del 2,3%. Se observa la única subida en la categoría de Director. De hecho en categorías más altas de Asociado y Asociado Senior la bajada es un poco mayor sobre el 3%. Por el contrario destacó incremento en la parte variable sobre el 4% en categorías de Asociado y Director.

PUBLICIDAD

En cuanto a las boutiques legales, despachos de menos de 50 abogados, se observa una subida moderada de los salarios, siendo la más acentuada la de los Directores. Llama poderosamente la atención que una figura como la de becarios, tras años de recesión, experimenta en este 2017 un aumento sobre el 17%.

PUBLICIDAD

Leticia de Laiglesia también destacó la mayor importancia de la estructura paralegal, profesionales que no son abogados, en los propios bufetes. De una pérdida del 10% se ha pasado a un incremento del 9 %. En este estudio queda claro que es una figura potenciada por los despachos internacionales pero que en España no acaba de cuajar.

Por último, sobre la retribución no dineraria, la tendencia se mantiene parecida a la de años anteriores. Se sigue el mismo esquema de beneficios de tal forma que se incluyen seguros de salud e implementación de planes de retribución flexibles. En este terreno las Big Four siguen ofreciendo más beneficios dinerarios más destacados respecto a sus competidores.

¿Cómo está evolucionado el mercado nacional de la abogacía de los negocios?

Al hilo del citado informe, Ignacio Bao destacó otros aspectos que se han observado durante el 2017 en la abogacía de los negocios “El mercado de la abogacía se anima. Hay muchas operaciones corporativas y movimientos de socios que van de un despacho a otro, como refleja la prensa jurídica especializada”.  A su juicio, este 2018 seguirá con la misma tendencia de recuperación del sector “Los despachos incrementarán su facturación”.

También este experto subrayó que Madrid es la ciudad principal de operaciones frente a Cataluña que a raíz del process independentista ha sufrido un freno busco en su actividad comercial y económica “Hay movimiento también en Valencia y Andalucia y en cuestión de actividad turística en Baleares e Islas Canarias, remarcó.

El mercado de la abogacía de los negocios seguirá una tendencia de crecimiento durante el 2018 ya visto en el año anterior. Las firmas incrementarán su facturación”.

PUBLICIDAD

En cuanto a las prácticas, corporate a nivel de operaciones empresariales, al igual que la parte e finance y bancario junto con procesal mantienen a muchos despachos. “Junto a ellas se observa crecimiento en el área laboral, competencia y propiedad intelectual. La llegada del Reglamento Europeo de Protección de Datos va a generar negocio para muchos despachos que se especialicen en esa práctica de privacidad”.

¿Qué está pasando en el mercado global?

Otra de las cuestiones que Bao subrayo, no en vano Signium está presente en cuarenta países diferentes, es la situación del mercado global. “El Brexit es un elemento clave en la evolución del mismo. El año 2016 fue muy malo para los despachos de abogados con problemas de facturación, este último que se cierra en marzo parece mejor”. Sin embargo cree que en los próximos años en ciudades como Londres asistiremos a fusiones de despachos para reducir costes operativos

Para Bao, la ciudad de Frankfurt se va a convertir en la nueva city europea en lugar de Londres. “Ya es una decisión tomada y hay despachos internacionales que empiezan a buscar sede en aquella ciudad alemana que representa claramente lo que es la Unión Europea”. Subraya que en 2018 será el traslado de muchos bufetes a Frankfurt y que en el 2019 habrá alguna llegada de bufete internacional a España “sobre todo como vía de llegada a América Latina”.

Los próximos 3 años serán claves para la abogacía de los negocios. El sector legal español está muy maduro lo que requiere que sea clave para los despachos aportar valor al cliente

Otro movimiento que llama la atención a este experto consultor es la actividad del país vecino Portugal. A su juicio,  hay movimiento importante a nivel de inversiones en áreas como real estate y corporate en el propio país luso y también es posible la llegada de inversores chinos a este país vecino.

Sobre las tendencias globales que se vislumbran Ignacio Bao habla del desarrollo de la subcontratación en los despachos internacionales “las estructuras se reducen y los bufetes para temas muy concretos subcontratan la práctica con otras firmas de menor tamaño. Esto es algo que ya se ve en EEUU pero que en España aún no ha llegado”.

En el estrado a Leticia de la Iglesia, Associate principal de Signium, quien presentó el estudio.

“Frankfurt será la nueva Londres tras el Brexit y a España los despachos internacionales aterrizarán en el 2019 como vía de acceso a América Latina”.

El control de costes es otro elemento a considerar a nivel global “los despachos tienen más herramientas para tener un control de esos costes y saber optimizar sus recursos. Lo estamos viendo también en los bufetes españoles”. Por último el desarrollo de la tecnología y de herramientas de Inteligencia Artificial (IA) es otra tendencia que está llegando al sector legal “Algunos procesos se automatizan lo que hace que los abogados se puedan dedicar a trabajo de valor añadido”.

Las Big Four siguen estando a la cabeza del sector legal

Por su parte, Carlos de la Pedraja, decano de IE Law School, también hizo otras consideraciones al hilo del citado estudio salarial “Las Big Four siguen siendo un rival temible para los despachos nacionales e internacionales aunque ha descendido la brecha salarial con estas firmas. En América Latina su presencia cada vez es más notable”.

Para este profesional  “otra cuestión que se observa es que se cuida cada vez más la relación con los clientes y existen profesionales con gran experiencia que se les puede ver como interlocutores con los propios clientes. Es fundamental que los bufetes cuenten con esos profesionales y eviten sus fugas a otros competidores”.

Desde su punto de vista, el sector legal español está muy maduro lo que requiere que sea clave para los propios despachos aportar valor al cliente. “La apuesta por la tecnología es evidente para ser competitivo y eficiente. Los despachos hacen inversiones en tecnología  y están abiertos a trabajar con otras profesiones. Son las organizaciones líquidas”.

En su opinión, los próximos tres años van a ser claves para el sector de la abogacía y ofreció un dato que el 46% de los clientes están dispuestos a gastarse más en servicios legales “Es un dato importante porque desde el 2007 es el primer año de crecimiento”. También señalo que las propias asesorías internas crecen en estructura y externalizan temas concretos.

SIGNIUM – Estudio salarial sector legal web 2017