Las últimas reformas legislativas hacen repuntar delitos y procesos judiciales sobre propiedad intelectual

Las últimas reformas legislativas hacen repuntar delitos y procesos judiciales sobre propiedad intelectual

|
09/9/2016 07:58
|
Actualizado: 26/4/2022 10:56
|

Según la Memoria de la Fiscalía del pasado año en un 20 por ciento se incrementaron los procesos judiciales sobre propiedad intelectual. De ese total un 80 por cien eran estafas. El trabajo del Ministerio Público se incrementó en un 41 por ciento en este sentido.

Expertos como Carolina Pina, socia responsable del departamento de propiedad Industrial e Intelectual y co-responsable de las áreas de Sports & Enternainment y Telecomunicaciones de Garrigues, Javier Fernández-Lasquetty, socio de Elzaburu y Andy Ramos, socio y responsable del departamento de propiedad intelctual, industrial y Nuevas Tecnologías de Bardaji & Honrado Abogados intentan aportar luz sobre esta y otras cuestiones.

El incremento en el número de procedimientos penales abiertos en 2015, según se indica en la Memoria de la Fiscalía General del Estado de dicho año, se debe a varias causas para Carolina Pina socia del departamento de Propiedad Industrial e Intelectual y co-responsable de las áreas de Sports & Entertainment y Telecomunicaciones & Media de Garrigues  “por un lado, en 2015 se produjo la entrada en vigor de una importante reforma del Código Penal, operada por la Ley Orgánica 1/2015, de 30 de marzo, la cual ha posibilitado una mejor persecución de los delitos contra la propiedad intelectual e industrial.

Adicionalmente, la Fiscalía emitió a comienzos de este año la Circular 8/2015 sobre delitos contra la propiedad intelectual cometidos a través de los servicios de la sociedad de la información, que instruía adecuadamente a los fiscales en la aplicación de la nueva normativa para perseguir delitos. La anterior circular planteaba dudas interpretativas sobre la persecución de estos delitos que han sido resueltas con esta nueva circular».

Cuando le preguntamos si se protege mejor la propiedad intelectual ahora que antes señala que “ En general se observa una pequeña mejoría en la protección de la propiedad intelectual, derivada de las reformas legales que se han operado, así como de la interpretación más consolidada que los tribunales han podido hacer de ciertos conceptos legales.

En este sentido son muy importantes la sentencia Svensson, del Tribunal de Justicia de la Unión Europea, o la Sentencia GS Media, publicada este miércoles mismo, donde el tribunal interpreta el concepto de comunicación pública a través de los enlaces en páginas web”.

Carolina Pina: “Hay que esperar a ver como aplican nuestros tribunales las últimas modificaciones del Código Pen y de la LPI antes de plantear cualquier otra reforma legal”.

Carolina Pina, socia responsable del departamento de propiedad Industrial e Intelectual y co-responsable de las áreas de Sports & Enternainment y Telecomunicaciones de Garrigues.

Carolina Pina, socia responsable del departamento de propiedad Industrial e Intelectual y co-responsable de las áreas de Sports & Enternainment y Telecomunicaciones de Garrigues.

Respecto al nuevo Gobierno y si es necesaria una nueva reforma de la Ley de Propiedad Intelectual, la socia de Garrigues subraya que” Hay que esperar a ver cómo se aplican por nuestros tribunales las recientes modificaciones del código penal y de la ley de propiedad intelectual antes de plantear cualquier reforma legal. Además, se están planteando importantes reformas en materia de propiedad intelectual el seno de la Unión Europea y, actualmente, hay un borrador de Directiva de Propiedad Intelectual”.

A su juicio, “habrá que esperar al nuevo marco legal europeo antes de proponer cambios en España. En este momento es conveniente mejorar la tutela judicial de los derechos de propiedad intelectual pero no considero necesario nuevas reformas legales por parte del legislador español hasta que tengamos certidumbre sobre el nuevo marco legal europeo”.

Los delitos entran en el mundo digital

Otra voz autorizada en esta materia es Javier Fernández-Lasquetty, socio de Elzaburu quien advierte que “La memoria de la fiscalía refleja una realidad que los profesionales de IP/IT vivimos desde hace tiempo: el desplazamiento de los negocios relativos a IP a un entorno digital y on line. Pero ese cambio de entorno se produce también en determinados delitos de injurias y calumnias, que han  encontrado en las rrss un campo abonado, como ha ocurrido con el ciberacoso”.

Para este experto jurista “ No debe extrañarnos que un 80%de los delitos se refieran a estafas si observamos como las operaciones y transacciones on  line crecen exponencialmente. La Memoria alude a que la cifra oculta de criminalidad es difícilmente precisable y aduce varias razones , a las que añadiría el interés por no dar demasiada publicidad a determinadas actividades delictivas on line, para mantener la confianza en el comercio y las transacciones electrónicas en general”.

Javier Fernández-Lasquetty: “No debe extrañarnos que un 80%de los delitos se refieran a estafas si observamos como las operaciones y transacciones on  line crecen exponencialmente”.

Javier Fernández-Lasquetty, socio de Elzaburu.

Javier Fernández-Lasquetty, socio de Elzaburu.

Otros datos que Fernández-Lasquetty señala son  “el incremento de los delitos de daños informáticos (106%) y el descubrimiento y revelación de secretos (53%) aunque en realidad  no es de extrañar si tenemos en cuenta que las empresas son absolutamente dependientes de sus sistemas de información, en los que se vuelcan secretos empresariales de gran valor, un objetivo claro de la ciberdelincuencia, en la que existen como se sabe hackeos de encargo para obtener información sensible y valiosa de las empresas. Aquí de nuevo pienso que, a pesar del incremento notable de denuncias, solo vemos la punta del iceberg”.

Desde su punto de vista “es natural que una sociedad cada vez más digitalizada y on line sufra cada vez más este tipo de delitos, seguirán aumentando. Las fuerzas y cuerpos de seguridad del estado están preparadas y no dejan de mejorar constantemente sus medios y preparación, como ocurre con los jueces y tribunales. Pero es importante que las empresas y particulares también mejoren su educación digital para poder manejarse en este “brave new World”.

A juicio del socio de Elzaburu  “creo que se protege mejor la propiedad intelectual ahora que hace unos años, aunque todavía nos queda camino. Recuerdo la famosa Circular 1/2006 y el revuelo y discusiones que provocaron sus consideraciones acerca del ánimo de lucro en relación con los links y sistemas p2p. Hemos empleado (¿perdido?) 10 años en discusiones, intentos e invenciones legislativas fallidos, para al fin volver a la legislación civil y al Código Penal, que con su reciente reforma  empieza a dar solución a estos problemas”.

Y añade que “con la modificación del Código Penal de 2015, el segundo apartado del artículo 270, establecía un tipo penal diseñado específicamente para incluir las webs de enlaces. Ello se consiguió saltando algunos escollos como son la definición de lo que se debe considerar como beneficio económico (incluyendo el indirecto generado por publicidad que es el más común en este tipo de páginas) o lo que se debe considerar por tomar un papel activo en su facilitación (elaborar listados y/o clasificaciones)”.

La novedad de esta normativa, que amplía el espectro penal a un territorio relativamente protegido en el pasado justifica sin duda el aumento de procesos judiciales. No obstante tal crecimiento no debiera proseguir a largo plazo habida cuenta que la situación se irá normalizando. El auge de procesos acaecidos a lo largo de este último año han sido a causa de la novedad del suceso, una vez se dicten las Sentencias condenatorias es de esperar que el número de webs de enlaces se vayan reduciendo al igual que las acciones contra ellas.

La Memoria de la Fiscalía cita la famosa sentencia Svensson y desde luego que la jurisprudencia del TJUE está ayudando a perfilar conceptos y establecer como han de interpretarse las normas de propiedad intelectual en el entorno online. Ayer mismo el tribunal publicó la esperada sentencia del caso GS Media en la que de nuevo se aborda el tema del linking y el ánimo de lucro, con referencias a otros casos anteriores. La agenda del Tribunal seguirá incluyendo casos nuevos, pues está claro que estamos en un camino de definición y adaptación.

Fernández-Lasquetty  apunta sobre una posible reforma de la LPI  que  “no sé si es necesaria una nueva reforma de la LPI o, al menos en este punto,  basta que sigamos este camino de definición y aclaración de situaciones y conceptos al que he apuntado. La última reforma parcial provocó  un amplio y agrio debate y, al menos por el momento, no creo que exista el consenso necesario  para abordar una reforma en profundidad”.

Doctrina judicial consolidada

Por su parte Andy Ramos, socio y responsable del departamento de propiedad intelectual, industrial y Nuevas Tecnologías de Bardaji & Honrado Abogados,  señala que  la justificación del auge de los procesos por propiedad intelectual viene dada porque “  ya hay una doctrina judicial clara respecto qué actividades de las que se realizan en Internet son penalmente perseguibles. Hasta hace un par de años, los juristas discutíamos el encaje jurídico de determinadas acciones que se realizaban en Internet y la jurisprudencia y nueva legislación han delimitado el encaje legal de las mismas.”

Andy Ramos: “Se protege mejor la propiedad intelectual ahora. Hay  certeza sobre dichas conductas y los titulares tienen más recursos legales que antes para poder actuar contra quien infringe sus derechos”.

Andy

Andy Ramos, socio y responsable del departamento de propiedad intelectual, industrial y Nuevas Tecnologías de Bardaji & Honrado Abogados.

En opinión de este letrado ahora se protege mejor la propiedad intelectual que antes “creo que sí. Ya que hay  certeza sobre dichas conductas y los titulares tienen más recursos legales que antes para poder actuar contra quien infringe sus derechos. La asignatura pendiente sigue ser la dotación de medios y recursos al Poder Judicial para poder materializar dicha protección que encontramos en la ley”.

Sobre el fallo en el caso GS Media, nuestro interlocutor destaca que “Sobre la sentencia del TJUE, creo que la importancia está en que el tribunal establece que cuando alguien enlaza a un contenido de un tercero con ánimo de lucro, se presume que el enlazador ha actuado de forma diligente y ha comprobado si el contenido al que enlaza se puso a disposición inicialmente con autorización del titular de derechos.

De esta forma lo que va a suceder es que “ así, habrá una nueva comunicación pública que requiere autorización expresa cuando el enlazador establezca un hipervínculo hacia un contenido ilegal y conozca o tenga motivos razonables para conocer sobre la ilicitud del contenido, conocimiento que se presume cuando el enlazador opera con ánimo de lucro.

Si quien enlaza lo hace sin ánimo de lucro, no se considera que hay una nueva comunicación pública a no ser que se pueda demostrar que sabía que enlazaba a material ilícito, por ejemplo, porque así se lo había comunicado el titular de derechos o un tercero”.

Respecto a si hay que pedirle al nuevo Gobierno que haga otra reforma de la Ley de Propiedad Intelectual, Ramos comenta que “ desde hace 15 años se lleva prometiendo por los diferentes gobiernos la «gran reforma de la Ley de Propiedad Intelectual», sin que esta termine de llegar. Como comentaba antes, más que una nueva ley (la que tenemos actualmente ya da recursos a los abogados para ir contra los infractores de derechos), se necesitan medios para que jueces, fiscales, la policía, etc., puedan perseguir a quienes infringen los derechos de los creadores y productores.”

Noticias Relacionadas:
Lo último en Áreas y sectores