PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Pedro Pacheco, el alcalde de Jerez que acuño la frase «La justicia es un cachondeo», consigue el tercer grado

Ha cumplido tres años y medio de cárcel por dos condenas Pedro Pacheco, exalcalde de Jerez de la Frontera, verá finalmente la libertad. EP.
|

El exalcalde de Jerez de la Frontera (Cádiz), Pedro Pacheco, ha obtenido el tercer grado después de tres años y medio cumpliendo condena en el centro penitenciario de Puerto III. Cabe recordar que la Junta de Tratamiento del centro penitenciario de Puerto III había solicitado el tercer grado para el exalcalde a la Dirección General de Instituciones Penitenciarias, en Madrid.

Según han confirmado fuentes del entorno de Pacheco, el que fuera alcalde de la ciudad durante más de dos décadas conoció ayer al mediodía la resolución favorable a la solicitud que la Junta de Tratamiento de Puerto III realizó en Semana Santa, tras lo cual ha contactado con su familia por teléfono «muy contento» para comunicarles la noticia.

Así, está previsto que el exalcalde jerezano abandone el Puerto III este próximo viernes con un permiso que se alargará hasta el miércoles, jornada a partir de la cual deberá pernoctar en el Centro de Inserción Social de Jerez, al que sólo deberá acudir a dormir de lunes a jueves.

Pedro Pacheco tiene todavía pendiente el juicio por el caso de los Huertos de Ocio, señalado para el mes de junio, y por el que la Fiscalía le pide otros cinco años de prisión.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

QUIEN FUE PEDRO PACHECO

Pacheco, que fue alcalde de Jerez de la Frontera por el Partido Andalucista durante 24 años.

En 1985 pronunció la frase que llegó a convertirse en lo que hoy llamaríamos una «fake new»: «La justicia es un cachondeo».

Aquella fue su respuesta a la decisión judicial de suspender el derribo del chalé de Bertín Osborne, que había decretado su Consistorio. “La gente dirá que la justicia es un cachondeo y yo tengo que darles la razón”, declaró a  los periodistas nada más conocer la noticia.

PUBLICIDAD

Pacheco probo en sus propias carnes en 2014 que la frase no tenía ninguna base cuando al Tribunal Supremo llegó en casación la condena de 4 años y 6 meses de cárcel por la contratación irregular de dos políticos del Partido Socialista de Andalucía como asesores de varias empresas municipales de Jerez en 2005. Fue el llamado «caso asesores».

La Sala de lo Penal no sólo la confirmó sino que elevó un año la condena que le había impuesto la Audiencia Provincial de Cádiz tanto a él como a otras dos personas por los delitos de prevaricación y malversación de fondos públicos, a los que añadió el de falsedad en documento oficial.

El Alto Tribunal concluyó que la situación era claramente de fraude porque se pudieron constatar tres circunstancias: la voluntad de Pacheco de defraudar, la oportunidad para hacerlo y la justificación bajo el manto de una aparente legalidad “que busca la impunidad de lo efectuado”.

PUBLICIDAD

TRES VECES CONDENADO

Pacheco ha sido condenado tres veces, en total.

PUBLICIDAD

La segunda, de un año y medio de cárcel por prevaricación, falsedad documental y fraude a la Administración por la financiación irregular de las reformas en la sede de la Hermandad del Rocío de Jerez en la aldea de Almonte (Huelva) en 2006.

La tercera, a un año y 6  meses de cárcel por un delito de prevaricación en concurso con otro de fraude a la administración en la venta del solar, de propiedad municipal, de la antigua estación de autobuses, cosa que se gestionó entre 2004 y 2006.

A finales de enero, la Sección Octava de la Audiencia Provincial de Cádiz estimó el recurso presentado por la defensa de Pacheco, para la suspensión de la ejecución de la sentencia por el caso de la venta de la citada estación de autobuses de Jerez, lo que lo que dejó su condena en siete años y 4 meses, sumando las penas de cárcel del caso ‘Asesores’ y ‘Casa del Rocío’.

Pedro Pacheco tiene todavía pendiente el juicio por el caso de los Huertos de Ocio, señalado para el mes de junio, y por el que la Fiscalía le pide otros cinco años de prisión. CONFILEGAL/EP.

PUBLICIDAD