PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

La Policía Nacional detiene a dos de los distribuidores de billetes falsos de 20 euros más activos en España

Actuaban principalmente en la Región de Murcia, aunque también se desplazaban hasta la Comunidad Valenciana para distribuirlosLos arrestados: un individuo que mantenía un nivel de vida totalmente injustificado, porque no disponía de ingresos legítimos en su unidad familiar, y un supuesto colaborador del otro.
|

Agentes de la Policía Nacional han intervenido 30.540 euros falsos en billetes de 20 y han detenido a «dos de los más activos distribuidores de España».

Los arrestados actuaban principalmente en la Región de Murcia, aunque también se desplazaban hasta la Comunidad Valenciana para distribuir el dinero falso, según ha informado la Dirección General de la Policía (DGP).

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

Relata que la investigación comenzó gracias a la colaboración de un vecino de la pedanía murciana de Los Garres, que encontró en un descampado una nevera portátil semienterrada con 18.000 euros falsos en su interior, en billetes de 20.

Tras las primeras pesquisas, los agentes corroboraron que los billetes encontrados pertenecían a una peligrosa falsificación debido a su gran calidad y que la cantidad encontrada ascendía a 18.000 euros (900 billetes de 20 euros).

PUBLICIDAD

La Policía detalla que tras varias semanas se consiguió identificar a un individuo relacionado con la actividad ilegal de falsificación de moneda.

«Este sospechoso mantenía un nivel de vida totalmente injustificado, ya que no disponía de ingresos legítimos en su unidad familiar», explica la DGP.

Informa que poco después los agentes localizaron a un segundo individuo que colaboraba estrechamente con el principal investigado.

PUBLICIDAD

«Los agentes acreditaron la actividad delictiva de los falsificadores en toda la Región de Murcia y también en puntos de la Comunidad Valenciana», manifiesta.

Asimismo, indica que averiguaron que para dar salida a los billetes falsos al mercado legal utilizaban pequeños comercios.

PUBLICIDAD

«De esta forma, y al ser billetes de menor cantidad, evitaban levantar sospechas por parte de sus receptores quienes suelen examinar con mayor precaución los de 50, 100 o 200″, señala.

La operación ha culminado con la detención de estos dos sujetos y la incautación, en el momento del arresto, de varios billetes falsos escondidos en el vehículo que conducían.

Informa que los agentes registraron una vivienda donde intervinieron otros 600 billetes falsos de 20 euros preparados para su distribución.

Algunos de los billetes incautados. Foto: Policía Nacional

En total, se han intervenido 30.540 euros.

DESMANTELADA EN TENERIFE LA IMPRENTA CLANDESTINA DE BILLETES FALSOS MÁS ACTIVA 

El pasado marzo, la Policía Nacional también desmanteló en Tenerife una imprenta clandestina que falsificaba euros de forma artesanal y que, según los investigadores, era la más activa que operaba en España en la actualidad.

PUBLICIDAD

Según informó la Dirección General de la Policía, la ‘operación Malla’ -que contó con la participación un miembro del grupo de lucha contra la falsificación de Europol- se saldó con cuatro detenidos de origen italiano y se incautaron 15.500 euros falsos, 9.000 en un registro realizado en la localidad de Arona y más de 6.500 rescatados del curso legal.

 

En un principio introducían billetes falsos de 10 euros, pero más tarde comenzaron a introducir billetes de 20 euros para obtener mayores beneficios.

Esta organización fabricaba billetes de 10 y 20 euros, con una gran calidad para los conocimientos técnicos de impresión con los que contaban y el instrumental que utilizaban, dedicándose también a la falsificación de documentos de identidad.

La Policía estima que este grupo obtenía unas ganancias mensuales de 7.500 euros gracias a la distribución que realizaban, llegando a encontrarse sus reproducciones falsas elaboradas por los arrestados en varios países europeos.

Las primeras pesquisas apuntaron a que el territorio más afectado eran las islas Canarias, en concreto Tenerife, por lo que se creó un equipo conjunto de investigación compuesto por agentes de la BIBE, del Grupo de Delincuencia Económica de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Santa Cruz de Tenerife y del Grupo de Delitos Contra las Personas de la Comisaría Local de Sur de la isla.

También se averiguó que introducían el dinero en el curso legal a través de una gran cantidad de comercios del archipiélago sin que los comerciantes detectaran la falsedad de los billetes que recibían al no examinarlos previamente.