PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

La FIFA confirma la sanción sin fichar al Chelsea, que acudirá al TAS

La FIFA ratificó este miércoles la sanción impuesta al Chelsea FC por incumplir la normativa FIFA de transferencia y registro de futbolistas menores de 18 añosEden Hazard, del Chelsea, en un partido de esta temporada./Premier League
|

El club inglés no podrá fichar hasta verano de 2020 y tendrá que pagar una multa de 600.000 francos suizos (unos 530.000 euros).

Según la FIFA, el Chelsea violó el artículo 19 del Reglamento sobre el Estatuto y la Transferencia de Jugadores de la FIFA en relación con 29 futbolistas menores de edad.

PUBLICIDAD

Sin embargo, los ‘blues’ entendían que habían actuado “correctamente” y decidieron apelar la decisión de la FIFA.

PUBLICIDAD

Pero no han tenido suerte, ya que la Comisión de Apelación de la FIFA ha confirmado la prohibición de fichar.

Ahora, la única opción que le queda al Chelsea es acudir ante el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS), que en 2016 concedió la cautelar al Real Madrid tras haber recibido una sanción similar por irregularidades en los fichajes de menores.

PUBLICIDAD

¿Qué normas ha infringido el Chelsea?

La FIFA ha sancionado al Chelsea FC por infringir las normas de transferencia y registro de futbolistas de la FIFA.

Concretamente, el Chelsea ha incumplido el artículo 19 del Reglamento sobre el Estatuto y la Transferencia de Jugadores de la FIFA en relación con 29 jugadores menores de edad, además de cometer otras infracciones relacionadas con los requisitos de registro de futbolistas.

El artículo 19, relativo a la protección de menores, establece que solamente podrán realizarse fichajes internacionales cuando el futbolista haya cumplido los 18 años.

PUBLICIDAD

Sin embargo, el mismo precepto prevé tres casos en los que sí es posible la transferencia internacional aunque el jugador sea menor de edad, aunque en todo caso deberán cumplirse una serie de requisitos específicos.

Además, el Chelsea también ha infringido el artículo 18 bis del Reglamento, en relación con dos acuerdos con menores con los que el club inglés tuvo influencia directa en sus clubes en materia de fichajes.

PUBLICIDAD

El artículo 18 bis hace referencia a la influencia de terceros en los clubes y prohíbe celebrar contratos que permitan a un club asumir una posición por la cual se pueda influir en los asuntos laborales y sobre transferencias de otros clubes.

¿En qué consiste la sanción sin fichar?

Por infringir los artículos 18 bis y 19 del Reglamento, el Comité de Disciplina de la FIFA ha sancionado al Chelsea con la prohibición de fichar nuevos jugadores en los dos próximos periodos de fichajes, es decir, el verano de 2019 y el mercado de invierno 2019/2020.

No obstante, la prohibición no afecta al equipo de fútbol femenino ni al de fútbol sala, y no impide al Chelsea vender jugadores en estos periodos de fichajes.

Además, la FIFA también ha impuesto al Chelsea una multa de 600.000 francos suizos (unos 527.000 euros).

Por último, el máximo organismo del fútbol a nivel internacional ha concedido al Chelsea un periodo de 90 días para regularizar la situación de los futbolistas menores afectados por las irregularidades cometidas.

PUBLICIDAD

El Chelsea recurrirá ante el TAS

Tras conocer la decisión de la Comisión de Apelación de la FIFA, el Chelsea anunció en un comunicado oficial que recurrirá ante el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS): “El Chelsea niega categóricamente la resolución del Comité de Apelación de la FIFA. Se actuó en concordancia con la regulación actual y, por ello, el club apelará la decisión al Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS)”.

El Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) es un organismo independiente que se encarga de resolver disputas deportivas a nivel mundial mediante el arbitraje.

En los últimos años, el TAS ha resuelto algunos de los conflictos jurídico-deportivos más relevantes de España y de todo el mundo.

Así, se puede acudir al TAS en determinadas decisiones adoptadas por federaciones internacionales que son recurribles en última instancia ante el TAS, como en este caso la sanción impuesta por la FIFA.