PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Juan Carlos Campo, ministro de Justicia: Un hombre que la conoce como la palma de su mano

El diputado por el PSOE en su escaño del Congreso. Foto: Carlos Berbell/Confilegal.
|

Juan Carlos Campo Moreno, de 59 años, sevillano, diputado por Cádiz por el PSOE y magistrado en servicios especiales –32 años de antigüedad en la carrera judicial–, será el próximo ministro de Justicia del Gobierno de Pedro Sánchez. 

Campo ha sido el portavoz del PSOE en la Comisión de Justicia del Congreso de los Diputados en las últimas tres legislaturas.

Es, sin duda, uno de los activos más importantes con los que cuenta el PSOE en el sector justicia, que conoce como la palma de su mano.

Muy pocos pueden igualar el conocimiento adquirido sobre la Administración de Justicia a lo largo de todos esos años.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

No en vano fue secretario de Estado del Ministerio de Justicia entre 2009 y 2011, siendo Francisco Caamaño ministro, una etapa en la que trató de hacer una revolución: hacer comprensible el lenguaje técnico para el ciudadano de a pie, entre otras cosas.

UN HOMBRE QUE SABE ATRAER AL OPONENTE O LLEVAR LAS CUESTIONES A TERRENO NEUTRAL

Recientemente, cuando recibió el premio Excelencia y Justicia, que le otorgó el Consejo General de Procuradores de España (CGPE), recordó que «El artículo 117.1 de la Constitución dice que ‘la Justicia emana del pueblo’. ¿Qué servicio estamos haciendo a ese pueblo si no entiende nuestros autos y sentencias?». 

«Para que se nos entienda, de una vez por todas, tenemos que superar ese obstáculo», añadió, mostrándose a favor de la introducción de los jueces divulgadores.

PUBLICIDAD

Juan Carlos Estévez, presidente del Consejo, remarcó en la laudatio previa que era «un hombre que ha sabido atraer al oponente o llevar las cuestiones a terreno neutral», describiendo sus dotes de comunicación personal. 

En aquella intervención, Campo propuso un «acuerdo social por la justicia».

Otra forma de definir al tan mencionado Pacto por la Justicia, que debe implicar a todas las formaciones políticas y agentes sociales.

PUBLICIDAD

«Vivimos una crisis institucional del modelo de justicia. Sólo podemos superarlo juntos», afirmó con rotundidad. 

PUBLICIDAD

UN NUEVO MODELO DE JUSTICIA 

Campo también defendió «un nuevo modelo de justicia, posible y factible a través de una serie de reformas normativas, organizativas y tecnológicas. Lo tengo muy claro«.

Y afirmó que el «conseguirlo es una necesidad. Conseguir que nuestra Justicia sea excelente y de calidad y que mire al ciudadano, único referente posible y viable. La justicia precisa de legitimidad social y que la ciudadanía la aprecie. Para ello tiene que ser también eficiente. Es lo que dice nuestra Constitución de 1978».

Campo fue, entre 2001 y 2008, vocal del Consejo General del Poder Judicial, bajo la Presidencia de Francisco Hernando.

El nuevo ministro de Justicia, doctor en derecho y académico correspondiente de la Academia de Jurisprudencia y Legislación, también ha sido secretario de Relaciones con el Parlamento en la Junta de Andalucía.

PUBLICIDAD

No pertenece a Jueces para la Democracia.

Campo, además, es columnista de Confilegal y ha formado parte de los jurados de las tres ediciones de nuestros premios.