PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Santiago Martínez Lage reorienta su carrera profesional como árbitro independiente

Martínez Lage ha sido hasta hace unos días presidente de Martínez Lage, Allendesalazar & Brokelmann, despacho que fundó en 1985.
|

Diplomático, experto en derecho europeo y amante del arbitraje, Santiago Martínez Lage a punto de cumplir 75 años ha decidido reorientar su carrera profesional como árbitro independiente. Un paso que ya dieron otros juristas de prestigio en nuestro país.

Martínez Lage ha sido hasta hace unos días presidente de Martínez Lage, Allendesalazar & Brokelmann, despacho que fundó en 1985 y que, desde entonces, es el despacho de referencia en España en las especialidades de Derecho de la Unión Europea y de la Competencia.

Hace días ha comunicado al despacho y a los actuales socios directores Rafael Allendesalazar y Helmut Brokelmann su intención de centrar su carrera profesional en el mundo del arbitraje. Se trata de evitar los conflictos de interés que se generan por estar en un despacho de este tipo, ahora podrá tener más libertad en este sentido.

La idea de este experto jurista es independizarse de su despacho de toda la vida y poner en marcha esta nueva aventura profesional. Ahora lo que queda es la implementación y ubicarse en un nuevo despacho para poder estar operativo antes del verano en una nueva ubicación.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

En la actualidad, Santiago Martínez Lage preside un Tribunal Arbitral y acaba de organizar en el Círculo de Empresarios, del que es letrado asesor, un foro virtual sobre el uso de la mediación empresarial con gran afluencia de ejecutivos de empresa.

La mediación parece que va a tener un nuevo impulso, según las últimas declaraciones del Ministro de Justicia Juan Carlos Campo. Al mismo tiempo, cortes arbitrales como la CIMA o la Corte Española de Arbitraje están dando ya sus primeros pasos para contar con su centro de mediación propio.

Este jurista sigue la estela de otros juristas que hicieron el mismo movimiento como Juan Fernandez-Armesto expresidente del Club del Arbitraje, Manuel Conthe expresidente de la CNMV, Miguel Angel Fernández Ballesteros, exsocio de Gómez-Acebo & Pombo o más recientemente la salida de Miguel Virgós como socio de Uría Menéndez y José Antonio Caínzos que acaba de dejar Clifford Chance para centrarse en el Centro Internacional de Arbitraje de Madrid y en trabajar por su cuenta.

PUBLICIDAD

Para este experto, la avalancha de reclamaciones que se van a plantear tras la crisis sanitaria del coronavirus va a obligar a potenciar los métodos extrajudiciales porque los juzgados no darán abasto de todos estos asuntos que se van a judicializar. “Es el momento de impulsar el arbitraje y la mediación”, destaca Martínez Lage.

Sin embargo, los datos revelan que la mediación no ha funcionado. Los asuntos resueltos oscilan en nuestro país entre 500 y 2.000 mientras que en países como Alemania o Reino Unido “se han resuelto más de 10.000, incluso de asuntos empresariales importantes”.

Una trayectoria volcada en el arbitraje

Desde hace más de veinte años Martínez Lage viene dedicando una creciente parte de su tiempo a la resolución alternativa de conflictos, especialmente en procedimientos arbitrales.

PUBLICIDAD

Fue elegido por sus miembros presidente de la Mesa de Negociación para la Remuneración Compensatoria de la copia privada (1993-1995) y fue miembro de la Comisión Arbitral y Mediadora de la Propiedad Intelectual (1989-1999). Es presidente de los Comités de Apelación de las ferias internacionales de arte ARCO Madrid y ARCO Lisboa.

PUBLICIDAD

Ha intervenido, como árbitro único, co-árbitro y presidente del tribunal arbitral, en numerosos arbitrajes nacionales e internacionales administrados por la Corte de la Cámara de Comercio Internacional de París (CCI), la Corte Española de Arbitraje, la Corte Civil y Mercantil de Madrid (CIMA) y la Corte del Colegio de Abogados de Madrid, así como en arbitrajes ‘ad hoc’.

Fue miembro del Comité Permanente de la Corte Española de Arbitraje y de su Comisión de Designación de Árbitros. Forma parte de la Junta Directiva del Club Español del Arbitraje.

Este jurista es miembro de la Carrera Diplomática (en activo entre 1972–1983), fue responsable del servicio jurídico de la Secretaría de Estado para las Relaciones con las Comunidades Europeas durante las negociaciones para la adhesión de España (1980-83).

Ha dedicado la mayor parte de su carrera profesional como abogado a la práctica del Derecho de la Unión Europea y de la Competencia, ante las instituciones españolas y de la UE, habiendo contribuido a la adopción de notables pronunciamientos jurisprudenciales, particularmente en el ámbito de la libre circulación de mercancías y de la responsabilidad patrimonial del Estado, así como en la protección del secreto profesional.

PUBLICIDAD

Fundó y dirigió durante más de veintiocho años la ‘Gaceta Jurídica de la Unión Europea y de la Competencia‘, publicación española de referencia en su especialidad. Ha impartido clases y pronunciado innumerables conferencias en los más prestigiosos foros de Europa y América, desde el ‘European University Institute’ de Florencia hasta la Fordham University o la New York School of Law.

Ha publicado más de doscientos trabajos sobre estas materias, en español, inglés y francés. Los directorios profesionales se refieren a él como ‘the father of antitrust law in Spain’ (Chambers, 2017). Esta última publicación lo eleva a la categoría de Senior Statesman, el único de su especialidad en España.

Es miembro y letrado asesor de la Junta Directiva del Círculo de Empresarios y ha sido miembro independiente de los Consejos de Administración de varias Sociedades cotizadas.

En 2013 fue distinguido por ESADE Alumni con el premio ‘Aptissimi’ a la trayectoria profesional. En 2014 recibió un Liber Amicorum, ofrecido por una treintena de renombrados juristas y economistas.