PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

El CGAE y el Consejo de Consumidores abogan por la publicidad veraz en los despachos de abogados

La revolución de los servicios jurídicos ha llegado a la publicidad de los abogados.
|

La publicidad en los despachos de los abogados es una de las preocupaciones de la presidenta del  Consejo General de la Abogacía (CGAE), Victoria Ortega, reflejada en el Plan Estratégico de esta entidad. Este miércoles tuvo lugar una jornada donde se analizó desde varias perspectivas dicho fenómeno emergente. Al mismo tiempo, Ortega y Manuela López, presidente del Consejo de Consumidores y Usuarios  (CCU), suscribieron un acuerdo sobre el fomento de la publicidad veraz y transparente en los servicios jurídicos

En ese  Acuerdo Marco de Colaboración suscrito entre el Consejo de Consumidores y Usuarios y el Consejo General de la Abogacía Española, que fue rubricado por las presidentas de ambas entidades pretende impulsar diferentes actividades y actuaciones que redunden en beneficio de los consumidores y clientes de los servicios prestados por los abogados. Hay que recordar que el CGAE realizó un estudio sobre la publicidad en los despachos hace unos meses y que se trabaja en adaptar la normativa al entorno actual.

PUBLICIDAD

Como testigos de dicho acuerdo,  el fiscal general del Estado, Julián Sánchez Melgar, y la directora ejecutiva de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición, Teresa Robledo de Dios, estuvieron presentes en la firma del Convenio.  Sánchez Melgar recordó su institución defiende a las personas más desfavorecidas como son los usuarios y consumidores.

PUBLICIDAD
Firma del acuerdo, en medio Victoria Ortega y Manuela Benito, en el centro de la imagen, presidiendo la mesa el fiscal general del Estado Julián Sánchez Melgar.

También destacó  que “sólo un fiscal preparado y especializado” puede cumplir ante los tribunales la defensa de la legalidad. Próximamente habrá una fiscalía especializada en discapacidad y propiedad intelectual, más adelante otra se especializará en protección a los consumidores”. También anunció que en breve se pondrá en marcha una circular sobre consumidores y usuarios.

Más transparencia en servicios jurídicos

Por su parte, la presidenta del Consejo General de la Abogacía Española, Victoria Ortega, ante la disyuntiva de si es más positivo para el consumidor conocer los costes del proceso o vivir en la incertidumbre defendió “la transparencia y el control del buen funcionamiento de los servicios jurídicos”.  Y recordó que es un gran momento para la Abogacía porque la Audiencia Nacional ha apoyado que los Colegios de Abogados “defiendan un Turno de Oficio eficaz y que permita a los usuarios el disfrute eficiente de la Justicia Gratuita”.

PUBLICIDAD

Manuela López Besteiro, presidenta del Consejo de Consumidores y Usuarios, destacó la utilidad del Convenio firmado con la Abogacía para todos los consumidores. El texto refundido de la ley de defensa de los consumidores ha resuelto muchos problemas “pero deja pendientes muchas demandas de las asociaciones de consumidores que pueden resolverse con el protocolo firmado con el Consejo General de la Abogacía Española”.

Por su parte, la directora ejecutiva de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición, Teresa Robledo de Dios,destacó que el Convenio firmado entre CCU y la Abogacía Española está orientado a “velar por la protección de los usuarios y consumidores”. Además, la publicidad está orientando la toma de decisiones en consumo y desde la Agencia “trabajamos en la seguridad alimentaria y del juguete, con muchos retos dentro del mundo de la publicidad”.

La abogacía busca su autorregulación publicitaria

Fernando Candela, decano del Colegio de Abogados de Alicante, es el presidente de la Comisión Deontológica del CGAE. Coincidimos con él en una jornada sobre la financiación de pleitos por terceros celebrado recientemente en dicha entidad colegial. “Nos preocupa mucho el contenido deontológico de la publicidad”. También nos indica que su regulación actual proviene del “Código Deontológico existente y el propio Estatuto General de la Abogacía que habla de la publicidad y como debe desarrollarse”.

PUBLICIDAD

A su juicio el acuerdos suscrito entre CGAE Y CCCU es “una buena noticia y puede ser una de las soluciones al tema de la publicidad de los despachos de abogados”. Para este jurista “toda la publicidad que se haga en cualquier soporte tradicional; prensa, radio y televisión  y otros más novedosos como Internet y las redes sociales tiene que responder a los conceptos de veracidad, leal y no engañosa. Así viene reflejado en la Ley General de Publicidad y en la Ley de Defensa de la Competencia”.

Nuestro interlocutor destaca que “la publicidad es necesaria porque estamos en una economía de mercado. Lo que no estamos tan de acuerdo es que dicha publicidad sea indiscriminada o sea denigrante o engañosa. Creemos que ha llegado el momento de regular mejor dicha publicidad”.  Reconoce que mensajes como cien por cien éxitos o pleitos a cien euros “no favorece la imagen de la abogacía y genera un impacto negativo en el consumidor con esta bajada consciente de la calidad de los servicios”.

PUBLICIDAD

Determinados mensajes publicitarios no favorecen la imagen de la abogacía y generan un impacto negativo en la percepción del consumidor de los despachos

Para Candela, “en situaciones donde se vea vulneraciones del concepto de publicidad hay que aplicar los Códigos Deontológicos propios, respaldados por las directivas europeas,  y trabajar desde la autorregulación de la profesión de abogado “la propia Ley de Competencia Desleal recuerda que esta actividad hay que hacerla de forma conjunta entre consumidores y usuarios y la abogacía institucional”.

El objetivo final es “la aplicación de ese Código Deontológico y dar un paso más formular un Código de Conducta de la abogacía con la cooperación de los consumidores que regule los detalles de la publicidad de los despachos de abogados. Hay que aprovechar el convenio firmado esta mañana para trabajar en esta dirección”, aclara. A este respecto entidades como Autocontrol de la Publicidad o Adigital con su sello Confianza online tienen ya este tipo de formas de autorregular determinadas actividades.

Fernando Candela junto con Victoria Ortega y Soledad Borque, decana del Colegio de Abogados de Soria, apuesta por la autorregulación de la publicidad de los despachos de abogados.

Despachos prudentes al hacer publicidad

Para Eugenio Ribón, asistente a esta jornada, diputado de la Junta de Gobierno del ICAM y presidente de la Asociación Española de Derecho de Consumo, «los despachos de abogados deben tener libertad para desarrollar su negocio con márgenes razonables y en condiciones similares a cualquier otro servicio, pero realmente no somos un servicio más. Tenemos una responsabilidad social especial y debemos tener cautelas a la hora de dirigirnos a los consumidores”.

En este contexto actual “se ha producido una revolución de los servicios jurídicos donde los llamados pleitos extensivos son ahora muy recurrentes. Hemos asistido a la revolución de la ciudadanía contra la banca y precisamente por esta capilaridad social se ha producido una expansión notable de la publicidad de muchos despachos de abogados”. A su juicio se “puede difundir cualquier servicio de un profesional desde una premisa que se sea honesto y veraz en la difusión del mensaje a terceros”.

PUBLICIDAD

Para Ribón «es preocupante que se pague por la captación de clientela, las nuevas plataformas digitales pujan por la contratación de servicios jurídicos. Es uno de los problemas que tenemos ahora y del que Colegios como el de Madrid tiene que buscar una solución”. Sobre determinados mensajes  de dicha publicidad reconoce que “la publicidad debe tener unos requisitos específicos. No se debe asegurar un éxito absoluto, eso nadie lo puede hacer, siempre hay un margen de riesgo y eso puede hacer perder la confianza de nuestros clientes”-

Sobre el acuerdo suscrito entre el CGAE y la CCU destaca que “todo lo que se haga redundara en el propio consumidor y sus derechos. Creo que era muy necesario un acuerdo de este tipo que acaba de suscribirse entre ambas partes”. A su juicio la autorregulación de los abogados es algo necesario y conveniente pero “ no puede ser la única vía. Es necesario que haya un coto más allá de las propias corporaciones e interesados”.

Ribón revela la preocupación de muchos abogados ante ciertos anuncios que menoscaban la profesión de abogado con ofertas semigratis y mensajes no siempre leales.

A lo largo de esta jornada, en diferentes mesas redondas se analizó la evolución de la publicidad en los abogados, y la relación entre publicidad y deontología. En otra mesa de debate se habló de los límites a las estrategias de marketing de los abogados y una experta como Eugenia Navarro, socia directora de Tama Projects y experta en marketing jurídico, indicó como conceptos como publicidad, marketing o comunicación son complementarios pero diferentes en su implementación.

Desde el CGAE se piensa que el acuerdo suscrito con la representación institucional de los consumidores puede ayudar a crear un Código de Conducta que regule la publicidad en los despachos de abogados.