Pablo Crespo se aviene a la completa colaboración con la Justicia facilitando la repatriación de los 2 millones € que tiene en Suiza
Crespo Sabarís, según su representante legal, "es consciente de que todo está perdido y que ya empiezan a pesarle los años. Lleva 7 años y 2 meses en prisión. Ha cumplido un 40 por ciento del tiempo de condena y no ha disfrutado ni de un mísero permiso".

Pablo Crespo se aviene a la completa colaboración con la Justicia facilitando la repatriación de los 2 millones € que tiene en Suiza

|
18/2/2021 01:00
|
Actualizado: 18/2/2021 13:05
|

La Confederación Helvética, Suiza, tiene una norma de hierro: si el titular de una de las cuentas de sus bancos no autoriza voluntariamente la repatriación de los fondos que tenga en ella, cualquiera que sea su origen, el dinero no se mueve de donde se encuentra.

Pablo Crespo Sabarís, socio de Francisco Correa, actualmente en prisión cumpliendo una condena de 18 años de cárcel por la pieza Fitur y Gürtel época 1, ha comunicado formalmente a la Sala de lo Civil y Penal del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana y a la Fiscalía Anticorrupción su total disposición a colaborar facilitando la repatriación de los 140.000 euros para cubrir la responsabilidad civil impuesta en la mencionada pieza de Valencia.

Con ese fin, su representante legal ya ha enviado una carta al Credit Suisse en el que le informa del deseo de su cliente, condenado en dos juicios y pendiente de otras causas, de «reparar los daños que ha causado».

Por ello le solicita el traslado de dichos fondos, que obran en la cuenta propiedad de la sociedad Mall Business, S.A., y su transferencia a la cuenta del TSJCV para pagar la responsabilidad civil.

Crespo también va a solicitar la repatriación de todo el dinero que queda en Suiza, cuya cifra final se eleva a 2.035.000 euros, lo que también cubriría también la responsabilidad civil del juicio Gürtel época 1, que se eleva a 800.000 euros y la multa.

Una responsabilidad civil que, aunque es solidaria, espera que pueda cubrir también lo que se imponga en los juicios pendientes de celebración referentes a Boadilla, Valencia 5, Arganda del Rey y la pieza principal del caso Gürtel, la de delitos fiscales.

Hasta 2019, Crespo Sabarís había puesto sus esperanzas en el recurso ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos, a donde se dirigió para obtener la nulidad de la condena de 13 años por la pieza de Fitur, argumentando vulneración de derechos fundamentales.

Sin embargo, el máximo tribunal de garantías de Europa inadmitió el recurso.

Crespo Sabarís, según su representante legal, «es consciente de que todo está perdido y que ya empiezan a pesarle los años. Lleva 7 años y 2 meses en prisión. Ha cumplido un 40 por ciento del tiempo de condena y no ha disfrutado ni de un mísero permiso».

En los condenados por la trama Gürtel tienen muy presente el caso de Isabel Jordán, ex administradora de las empresas de esa trama, quien fue condenada por graves delitos de corrupción a 20 años y once meses de cárcel y que solo pasó 15 meses en prisión por su colaboración, al aplicársele el ventajoso artículo 100.2 del Reglamento Penitenciario; una especie de tercer grado.

Crespo espera que con esta prueba de colaboración con la justicia española las cosas puedan cambiar con respecto a su persona.

En esta noticia se habla de:

Noticias Relacionadas:
Lo último en Tribunales