Entrevista| Juan Ramón Medina (UNIR) da las claves del Derecho Tributario: “Si se conoce el qué, pero no el cómo, no se obtendrá el éxito”
Juan Ramón Medina da las claves del derecho tributario, y las oportunidades que ofrece el Máster de Formación Permanente en Tributación que dirige en la UNIR. Foto: UNIR

Entrevista| Juan Ramón Medina (UNIR) da las claves del Derecho Tributario: “Si se conoce el qué, pero no el cómo, no se obtendrá el éxito”

|
22/2/2024 11:45
|
Actualizado: 22/2/2024 12:04
|

El experto en Derecho Tributario, Juan Ramón Medina, dirige el Máster de Formación Permanente en Tributación de la UNIR. Una formación que ofrece un enfoque práctico a través de casos prácticos reales en el sector, de la mano de grandes profesionales, entre los que se encuentran inspectores de Hacienda o abogados del Estado.

Entre ellos, el propio Juan Ramón Medina, que explica en esta entrevista las claves del Derecho Tributario, las expectativas a nivel laboral, las nuevas tendencias del sector, y su propia experiencia en el sector.

¿Cuál es tu experiencia profesional en el ámbito del Derecho Tributario?

Soy Doctor en Derecho por la Universidad de Navarra y Doctor en Filosofía por la Universidad Ramón Llull de Cataluña. He sido profesor y Vicedecano de la Universidad Internacional de Cataluña, en la que he dirigido el Departamento de Derecho Financiero y Tributario durante años. He publicado 23 libros y más de doscientos artículos en cinco idiomas fundamentalmente de Derecho Tributario. Actualmente, soy el socio-Fundador y Director de JURAND, Abogados y Consultores Tributarios, firma profesional con sedes en Madrid, Barcelona, Granada, Murcia y Ceuta. Mi experiencia profesional se prolonga durante más de 30 años, especialmente en el campo de la Fiscalidad Internacional.

¿Qué crees que hace falta actualmente en este campo en el mercado o qué es lo que demanda el sector para que una persona valore esta especialización?

Personalmente, considero que la carencia mayor de los abogados y economistas que se dedican a la asesoría y consultoría tributaria es el conocimiento de los llamados “procedimientos tributarios”.

Para rendir con éxito en el ámbito del Derecho Tributario no hace falta sólo un conocimiento adecuado de la norma jurídica y de la jurisprudencia, sino que es necesario dominar el aspecto procesal de la profesión, es decir, la forma y el momento más adecuado para ejercer los derechos tributarios.

Si se conoce el qué, pero no el cómo, se puede tener razón en lo que se argumenta, pero no se obtendrá el éxito deseado si no se argumenta en el momento y lugar adecuado.

¿Qué conocimientos debe tener alguien que ejerza esta profesión para crecer o desarrollarse profesionalmente?

Alguien que ejerza la profesión de asesor o consultor tributario debe conocer, por supuesto, el denominado “derecho sustantivo”, pero debe dominar también el llamado “derecho adjetivo”.

Se puede conocer muy bien la norma jurídica y la jurisprudencia más reciente, pero si se desconoce la forma en que debe abordarse un procedimiento de gestión, de comprobación, de inspección, de recaudación o de revisión, se desconoce una parte importante del ejercicio de la profesión.

Sobre la responsabilidad tributaria y civil del asesor fiscal hablaremos Francisco Jesús García Martín y yo en directo, el día 6 de marzo, en una openclass virtual. Todo el que esté interesado en conocer más detalles sobre este tema, puede inscribirse como asistente aquí.

¿Dónde puede trabajar un abogado especializado en Derecho Tributario? ¿Cómo es su día a día? ¿Qué puede llegar a alcanzar en términos de posición?

Un abogado especializado en Derecho Tributario tiene abiertas las puertas de las grandes consultoras (KPMG, Garrigues, Ernst & Young, Cuatrecasas, Accenture, Deloitte, PriceWaterHouse), pero también tiene las puertas abiertas de despachos profesionales que tengan una buena área de Derecho Tributario. Y, por supuesto, con el tiempo podrá aspirar a establecer por su cuenta y fundar su propio despacho profesional.

El día a día de un asesor es exigente, como el de todo trabajador liberal, aunque trabaje por cuenta ajena. Normalmente, no sólo abarca las ocho horas de trabajo diarias, sino que deberá atender asuntos urgentes. Esta exigencia deberá hacerla compatible con su vida personal, familiar y social. Este es el principal reto al que se enfrenta cualquier trabajador y también al que se enfrenta todo asesor o consultor tributario.

Un abogado especializado en Derecho Tributario tiene una alta consideración social. Todas las personas –sean físicas o jurídicas- deben pagar impuestos y el asesoramiento en esta materia es crucial para optimizar el beneficio de las personas y para atender bien los requerimientos de la Administración tributaria. Un experto en estas cuestiones siempre tiene una alta consideración porque presta un servicio absolutamente necesario por el que es retribuido con largueza.

¿Cuál es tu perspectiva sobre las tendencias emergentes en el sector?¿Cómo crees que estas tendencias afectarán las oportunidades de empleo en Tributación? Aquí se puede mencionar algo que se trate específicamente en el máster

Las tendencias emergentes en el sector se centran en la búsqueda de soluciones tributarias, que, dentro de la más estricta legalidad, permitan un ahorro impositivo. No se buscan profesionales que simplemente sepan rellenar papeles, sino que tengan ideas para conseguir dicho ahorro.

Si un profesional especializado en Derecho Tributaria sabe diseñar estrategias fiscales dentro de la legalidad que procuren a las personas físicas y jurídicas importantes ahorros fiscales, no sólo será contratado sin duda, sino que incluso podrá plantearse con el tiempo el ejercer la profesión por su cuenta.

Para lograr esta especialización es básico que el profesional se forme, conozca lo que ha sucedido en otras ocasiones y tenga un conocimiento práctico y no sólo teórico. Por eso, siempre he considerado que el asesor o consultor tributario debe conocer la práctica, es decir debe formarse con casos prácticos reales. Un conocimiento meramente teórico no es suficiente. Sin un conocimiento práctico no alcanzará la excelencia. 

De ahí que el Máster de Formación Permanente en Tributación que dirijo en UNIR presente un total de 30 casos prácticos reales y ese sea uno de sus puntos de valor más interesantes.

Háblanos sobre el Máster que diriges

Como digo, el Máster en Tributación que dirijo en UNIR presenta un total de 30 casos prácticos reales, extraídos de una experiencia profesional de años.

Este enfoque práctico a través de casos prácticos reales (no de laboratorio) se completa con el excelente claustro docente que los explica. Dicho claustro docente está formado por seis inspectores de Hacienda en ejercicio y dos abogados del Estado también en ejercicio. Y no sólo eso, sino que entre estos inspectores de Hacienda, hay Jefes de Gestión, de Comprobación, de Inspección y de Recaudación; y, entre los abogados del Estado se cuenta con quién ha ocupado la Presidencia de la Asociación Española de abogados del Estado.

El Máster en Tributación permite un aprendizaje esencialmente práctico, que es el que se considera necesario para el ejercicio de la profesión de asesor o consultor tributario. Por supuesto, también para el ejercicio de la profesión de un abogado o economista tributarista.

Sin duda, hay otros muchos máster en Asesoría Tributaria, pero no máster especializados en procedimientos tributarios. Y menos aún máster que aborden esta materia desde un punto eminentemente prácticos a través de numerosos casos prácticos reales. Si encima se suma el hecho de que dichos casos prácticos son explicados por inspectores de Hacienda y abogados del Estado, podemos decir que el Máster de Formación Permanente en Tributación de UNIR es único en su especie.

En todo caso, pretende dotar a los asesores y consultores tributarios de un amplio elenco de casos prácticos que les permitan un conocimiento exhaustivo de cómo debe atender de forma correcta los diversos procedimientos tributarios. 

Por eso, los contenidos del máster se estructuran a lo largo de tres trimestres, en el que se resuelven diez casos en cada uno de ellos. Además se incluyen dos trabajos prácticos grupales al final de los dos primeros trimestres. Después del tercer trimestre, el máster se cierra, como todo máster que se precie, con la presentación de un trabajo final de máster en el que el alumno podrá poner de manifiesto lo mucho que ha aprendido durante los nueve meses anteriores.

Si quieres conocer más en detalle el Máster de Formación Permanente en Tributación, puedes obtener más información a través de este enlace.

Noticias Relacionadas:
Lo último en Profesionales