PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Los expertos apuestan por compaginar la jubilación con el trabajo para salvaguardar el sistema de pensiones

Fundación Transforma y Círculo de Empresarios detectan la necesidad de mejorar la incorporación de los mayores de 50 años, muy alejados del mercado laboralMagdalena Valerio, ministra de Trabajo; Juan Antonio Sagardoy, abogado; Carlos Bravo, de CCOO; Rosa Zarza, de Garrigues; Rafael Doménech, de BBVA; y John de Zulueta del Círculo de Empresarios.
|

Se busca una idea para proteger el sistema de pensiones y que éste se mantenga.

En unas jornadas organizadas por Círculo de Empresarios y la Fundación Transforma España en el auditorio Garrigues en las que participaron  Rafael Doménech, responsable de Análisis Macroeconómico de BBVA Research; Carlos Bravo, secretario de Políticas Públicas y Protección Social de CCOO; Rosa Zarza, socia directora del área laboral de Garrigues, moderados por el abogado experto en temas laborales Juan Antonio Sagardoy, se ha vuelto a plantear la idea de que aquellos trabajadores que vayan a jubilarse puedan compaginar esta prestación con un trabajo.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

En la presentación, el presidente del Círculo de Empresarios, John de Zulueta, señaló la necesidad de “alargar la vida laboral, haciendo compatible el cobro de la pensión de jubilación con el desarrollo de la actividad laboral, pero mejorando los incentivos actuales”.

Esta idea la matizó también Juan Antonio Sagardoy, presidente de honor de Sagardoy Abogados, al afirmar que “debe ser totalmente compatible la pensión de jubilación con el trabajo por cuenta ajena, ya que todo son ventajas, tanto para el ciudadano como para el Estado”.

Sagardoy moderó seguidamente una mesa de expertos en la que participaron Rafael Doménech, responsable de análisis macroeconómico de BBVA Resarch, Rosa Zarza, socia responsable del área laboral de Garrigues y Carlos Bravo, secretario de políticas públicas y protección social de CC.OO.

PUBLICIDAD

Doménech destacó  que “en contra de lo que se cree comúnmente, cuanto mayor es la tasa de actividad de los mayores más probable es que los jóvenes encuentren trabajo. Por eso hay que aumentar esa tasa de actividad para aumentar el empleo juvenil”. Asimismo, propuso “incentivar el retraso en la edad de jubilación aumentando la pensión a quien alargue la vida laboral”.

Por su parte, Zarza recalcó que “podemos ayudar al talento senior con medidas de empleabilidad, flexibilidad, jubilación, contratación y de estimulación del ahorro”.  Y recordó que las tasas de desempleo de los mayores de 50 años en España, son casi tan alarmantes como las de los jóvenes, y además España está entre los países “con una edad de jubilación de real entre las más bajas de los países de la OCDE”.

PUBLICIDAD

Hay que mejorar la situación de los mayores de 50 años

Los expertos señalaron que la situación de estos mayores de 50 años viene provocada por varios elementos. La complicada burocracia contractual para poder mantener a personas que superan la edad de jubilación en las plantillas de las empresas, el impacto de una estructura salarial que para esas edades suele ligar el incremento del sueldo a los años trabajados y no a la productividad.

PUBLICIDAD

Junto a esos motivos, hay otros a tener en cuenta como el efecto desánimo derivado de las altas tasas de desempleo especialmente entre los mayores de 45 años. Y una alta ineficiencia de las políticas de formación continua que no han conseguido actualizar la formación de muchos de los trabajadores más seniors.

Por su parte, Bravo hizo referencia a la necesidad de hacer frente al progresivo envejecimiento de la población aumentando la tasa de natalidad algo que, en su opinión pasa por “reducir la temporalidad en los contratos de los jóvenes”, una idea que también compartió la ministra.

El representante de CCOO indicó que “los sistemas de jubilación lineal son injustos porque la esperanza de vida no es igual para todo el mundo”, por lo que habría que ir hacia “una jubilación gradual y flexible, adelantándola o retrasándola según las circunstancias de las personas”.

Ante esa realidad, los participantes plantearon  sus propuestas a las Administraciones Públicas, políticas más flexibles, más teletrabajo para los mayores, más formación profesional para que se mantengan al día, pero todo partiendo de unas nuevas relaciones laborales.

Juan Antonio Sagardoy lanzó  una propuesta concreta a la ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, que fue la encargada de clausurar el acto. “Ministra, hay que crear una relación laboral especial, en base al artículo 12 del Estatuto de los Trabajadores, que sea el contrato de trabajo de mayores.

PUBLICIDAD

No se debe perder talento senior

Para el presidente honorario de Sagardoy Abogados “una regulación propia y ajustada para las características propias para los mayores de 65 años sería la mejor manera de asegurarnos que no se pierda el talento senior”, aseguró este abogado, creador en su día del Estatuto de los Trabajadores.

Por su parte, la ministra indicó que “el mejor método para aprovechar el talento es el diálogo entre generaciones, entre el sector público y privado y entre administraciones locales, autonómicas y Gobierno central”.

Valerio remarcó que “la coalición público privada es absolutamente fundamental” y apeló al consenso en el tema de las pensiones ya que “las reformas que se hacen por consenso tienen más visos de prosperar en el tiempo”.

Otro tema que se abordó fue la edad de jubilación. Todos, excepto Carlos Bravo, consideran necesario el incremento de la edad de jubilación. “Los 65 años es la edad que se fijó a principios del siglo XX y es hora de adaptarla a las mejoras en la esperanza y calidad de vida que se han conseguido desde entonces”, aseguró Doménech.

Frente a ese comentario el representante de Comisiones Obreras, sin negar la afirmación de Rafael Doménech, puntualizó: “la esperanza de vida no es lineal para todas las clases sociales”. Para luego señalar que hay que tener en cuenta las circunstancias personales de cada trabajador “ No es lo mismo un trabajo en el que se necesita fuerza física que uno intelectual” recordó el integrante de CCOO.

El cierre de la mesa corrió a cargo de Eduardo Serra, presidente de la Fundación Transforma España, quien  remarcó que “estamos, no en época de cambios, sino en un cambio de época. Han cambiado muchas cosas y hay que tomar medidas para hacer frente a la nueva situación demográfica”.

Afirmación que  expresó con optimismo, al señalar que “lo que más he visto en la vida es equivocarse a los pesimistas”.