PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

La ambigüedad del curriculum de Puigdemont no es falsedad documental

Puigdemont ha invitado a los que dudan de la celebración del referéndum que dejen el Guvern. EP.
|

El auto de la Sala Civil y Penal del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) no lo ha dicho con estas palabras, pero su decisión se sintetiza en este titular, La ambigüedad del curriculum que el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, tiene colgado en la web de esa institución, no supone falsedad documental, porque no dice que sea licenciado en Filología.

Tampoco considera el tribunal, compuesto por el presidente del TSJC, Jesús María Barrientos, y los magistrados José Francisco Valls y Miguel Ángel Gimeno (expresidente del TSJC), que Puigdemont haya cometido un delito de intrusismo, al no ser licenciado en periodismo.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

La resolución del TSJC, inadmitiendo la denuncia, es la respuesta judicial a la denuncia presentada el pasado mes de marzo por José Luis Espiau Lope, presidente de Unión Cívica Española-Partido por la Paz, Reconciliación y Progreso (UCE), contra Puigdemont ante ese órgano, por su condición de aforado.

La UCE acusaba a Puigdemont de los supuestos delitos de falsedad e intrusismo, penados en los artículos 390.4 y 403 del Código Penal.

La denuncia se basaba en la biografía que consta en la página web del Gobierno de la Generalitat, y que aportaba la UCE, la cual dice: “Carles Puigdemont y Casamajó nació el 29 de diciembre de 1962 en Amer (Girona) y vive en Girona. Está casado y tiene dos hijas. Cursó estudios de Filología Catalana en el Colegio Universitario de Girona y desarrolló su carrera periodística especialmente en “El Punt”, donde llegó a ser redactor jefe. También fue director de la Agencia Catalana de Noticias (ACN) y director general de la publicación “Catalonia Today “, un diario catalán en inglés que contribuyó a impulsar …. “.

PUBLICIDAD

“Seguidamente, añade -dice el auto en referencia a la denuncia de UCE- que el M.H. President Sr. Carles Puigdemont no dice la verdad en su curriculum, pues ‘…ni es filólogo, ni periodista, sólo Bachiller‘, sin ningún tipo de licenciatura, con lo cual se vulneran las normas de transparencia y se incurre en los delitos de falsedad documental e intrusismo”.

El tribunal hace suyas las argumentaciones contenidas en el informe del Ministerio Fiscal, que dice que “La página web institucional del Govern de la Generalitat no ha sido redactada o elaborada por el denunciante”, que “en dicha página, tal como se ha transcrito, no se afirma que el denunciado haya obtenido la licenciatura en Filología catalana sino que ‘cursó estudios de Filología catalana’, sin precisar que concluyera dichos estudios”.

PUBLICIDAD

Sin embargo, el fiscal sí reconoce la ambigüedad del texto: “Puede admitirse que induce o puede inducir a confusión en los lectores de la página web, e incluso que dicha confusión pueda tener un propósito interesado pero lo cierto es que en ningún momento se afirma que el denunciado sea Licenciado en Filología Catalana”.

PUBLICIDAD

Sobre su condición de periodista, condición a la que no ha llegado por la vía de la Universidad sino de la práctica, el tribunal recuerda que tiene carnet de prensa, “como se le reconoce en la propia denuncia”, y que lo obtuvo tras ejercer como tal, “y era un sistema de acceso posible, siendo legal y respetable”.

En consecuencia, Carles Puigdemont no ha cometido ni el delito de falsedad documental ni de intrusismo de los que le acusaba la UCE.

AUTO:

Sala civil i penal. AUTO INADMISSI� DENÚNCIA president