PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

La reforma de los derechos de autor afronta el próximo 12 de septiembre una nueva votación en el Parlamento Europeo

Creadores y medios de comunicación frente a empresas de internet y ciudadanos protagonizan una dura contienda legal donde se cuestiona la nueva directiva de copyrightEl próximo 12 de septiembre los 750 eurodiputados, más su presidente, volverán a votar la directiva, artículo por artículo
|

La batalla por una nueva directiva europea que modernice los derechos de autor continua. Tras un primer episodio en el que por un escaso margen, empresas de internet y ciudadanos lograron detener esta iniciativa impulsada por los creadores y los medios de comunicación, este próximo 12 de septiembre los 750 eurodiputados, más su presidente, volverán a votar la citada directiva, esta vez artículo por artículo.

Ya en julio la votación fue muy reñida, y ahora se esperan otros comicios similares. Será hará artículo por artículo, sabiendo que los más debatidos son el 11, donde se habla de un canon europeo que debería pagarse por el uso de los contenidos  y el 13, más polémico porque establece filtrados para contenidos supuestamente ilegales, de tal forma que de forma involuntaria es posible que contenidos legales sufrieran ese recorte.

PUBLICIDAD

Los expertos consultados por CONFILEGAL revelan que hay mucho dinero en juego y que no es casualidad que se hayan creado dos frentes en esta contienda digital. En un lado, creadores y los medios informativos, en busca de ingresos; y por otro, una alianza improvisada que sorprende entre los gigantes de internet, que temen que se cuestione su modelo de negocio, y los militantes de la red, que ven la directiva como una amenaza para la libertad en la web.

PUBLICIDAD

Jose Manuel Tourné es el director general de la Federación para la Protección de la Propiedad Intelectual (FAP) inscrita en la Coalición de Creadores. Reconoce que uno de los temas que les preocupa es la geolocalización,  la posibilidad de gestionar los derechos por territorios. “Desgraciadamente en Europa no hay un tejido industrial de producción como el que existe en Hollywood. Esto exige el concierto de varias empresas o capitales para que se ponga en marcha y está funcionando bien. Son coproducciones multiterritoriales que necesitan que dichos derechos se puedan gestionar en otros países”.

Para este experto en producción audiovisual, hay que buscar un equilibrio entre la remuneración de los creadores y la libertad de internet.

PUBLICIDAD

“Creo que los eurodiputados han entendido lo que nos jugamos el día 12, lo que sucede es que hay muchos intereses de por medio. No solo escuchan a las industrias que producen contenidos sino también al resto de otras industrias. Por eso no es fácil equilibrar unos intereses con otros. Pero debería entenderse más todo a largo plazo y evitar el cortoplacismo”.

Nuestro interlocutor recuerda que se debe buscar generar una industria sostenible “lo que no se entiende es que la industria del contenido genera riqueza y empleo, pero no se comprende realmente lo importante que es el respeto de los intereses de los creadores respecto a sus derechos”.

En búsqueda del millón de firmas

En el otro lado de la contienda, asociaciones de internautas y de la sociedad civil de Europa han puesto en marcha la web https://es.saveyourinternet.eu/.

PUBLICIDAD

Hay moderado optimismo tras lo que sucedió el pasado mes de julio, aunque advierten que la votación final será muy ajustada como la precedente. “Los eurodiputados ya están avisados del calado de la reforma, lo que evita que otros lobbies puedan actuar con impunidad”, explica Víctor Domingo, presidente de la Asociación de Internautas en nuestro país.

Los 750 europarlamentarios se incorporaron a su puesto el pasado 27 de agosto y desde ese día están volviendo a ser contactados por ambos bandos en esta batalla por una nueva directiva de propiedad intelectual. “Un día antes, el 26 de agosto, hubo concentraciones en diversas ciudades europeas para hablar del tema y seguir concienciando de lo que nos jugamos a través de dicha votación”, indica Domingo.

PUBLICIDAD

En esta oportunidad, parece que estos movimientos de la sociedad civil y las grandes empresas de Internet se han centrado en el articulo 13 de la Directiva como foco de sus reivindicaciones. Ya se mencionaba que este artículo obliga que todo el contenido subido a Internet sea supervisado y potencialmente eliminado si se detecta una semejanza con el contenido existente protegido por derechos de autor.

“Tanto si se trata de un creador como de un consumidor, todos los que utilizan Internet se verán afectados por esta ley, por lo que todos tenemos que hablar en contra de ella”, destaca el presidente de la Asociación de Internautas, quien también señala que “si eres un creador o un negocio independiente, el contenido que subas para compartir con tu audiencia puede ser eliminado sin tu consentimiento”.

La gran polémica es que en la nueva normativa se plantea que las plataformas online implementen sistemas de filtrado complejos y costosos y se las considerará responsables de la violación de los derechos de autor, lo que podría acarrear multas que pongan en peligro su viabilidad económica.

Artículo 13, ¿puerta abierta a la censura en Internet?

Desde estos colectivos se insiste en que si se aprobase ese artículo, se restringiría la capacidad  de los usuarios de Internet para consumir contenidos, lo que significa que no podrán encontrar ni disfrutar de los diversos tipos de expresiones culturales a las que se han acostumbrado.  Para estos activistas de la red, la cultura de Internet que ha surgido en los últimos años -una cultura que permite conexiones y democratiza la información- se volverá burocrática y restrictiva.

Desde la citada web Saveyouinternet, impulsada por organizaciones de toda Europa y que contiene información en todos los idiomas de la UE,  desde cada país se envía a sus propios eurodiputados correos electrónicos para que conozcan realmente la importancia de la próxima votación. “En el caso de España, se puede contactar con nuestros 54 eurodiputados y explicarles con más detalle el estado de la cuestión”.

PUBLICIDAD

Las previsiones señalan que la directiva se apruebe aunque habrá que ver si los polémicos artículos 11 y 13 se mantendrán al final del texto definitivo aprobado. Asimismo, parece que su implantación pudiera concluir con la legislatura actual del Parlamento Europeo. “Luego se abriría un proceso en noviembre y diciembre del próximo año para negociar con cada país para ver como se implementa en cada miembro de la UE».

CONFILEGAL ha querido conocer la postura de nuestro país sobre este tema. De la Secretaría de Estado para la Agenda Digital, ahora presidida por Francisco Polo, señalan que no hay una postura aún clara sobre este tema.

Desde la Asociación de Internautas se pidió en su momento una reunión del Consejo Asesor de las Telecomunicaciones y de la Sociedad de la Información, (CATSI), órgano consultivo asesor del Gobierno en materia de telecomunicaciones y sociedad de la información, sin éxito.