La UEFA sanciona con un partido a Sergio Ramos por forzar la amarilla contra el Ajax; se perdería la ida de cuartos
Sergio Ramos en el momento en el que le enseñaron la amarilla.

La UEFA sanciona con un partido a Sergio Ramos por forzar la amarilla contra el Ajax; se perdería la ida de cuartos

|
01/3/2019 06:15
|
Actualizado: 31/3/2022 15:22
|

Sergio Ramos se perderá la ida de los cuartos de final de Champions League, en caso de que el Real Madrid elimine al Ajax el próximo martes en el Santiago Bernabéu.

El Real Madrid venció 1-2 al Ajax de Ámsterdam en la ida de octavos disputada en el Johan Cruyff Arena, pero no todo fueron buenas noticias para los blancos.

Ramos, que estaba apercibido de sanción, fue amonestado en el minuto 89 de partido tras cometer una falta sobre un jugador del equipo holandés.

En un principio,el capitán madridista se habría perdido únicamente el partido de vuelta y, en caso de pasar a cuartos, habría llegado “limpio” a las fases decisivas de la competición.

Sin embargo, tras el partido, cometió un error grave: reconocer que había forzado la tarjeta amarilla.

Ahora, la UEFA ha sancionado a Ramos con dos partidos de suspensión y el capitán madridista se perderá el partido de vuelta contra el Ajax y el hipotético partido de ida de cuartos de final.

Todo ello en base al artículo 15 del Reglamento de Disciplina de la UEFA, que prevé una sanción de un partido adicional para los casos en que se fuerce intencionadamente una tarjeta amarilla.

¿Qué dice el Reglamento de Disciplina de la UEFA?

En Champions League, este tipo de conductas las regula el Reglamento de Disciplina de la UEFA (UEFA Disciplinary Regulations).

El artículo 15.1.c) prevé una sanción de dos partidos de suspensión para el jugador que fuerza una tarjeta amarilla de forma intencionada.

De este modo, en lugar de perderse solo un partido, Sergio Ramos se perderá la vuelta de octavos de final y la hipotética ida de cuartos.

Además, el artículo 15.2 establece que la suspensión de dos partidos puede combinarse con una multa, aunque en este caso no ha habido sanción económica para Sergio Ramos.

¿Hay elementos suficientes para concluir que la amarilla fue intencionada?

Para imponer una sanción a Sergio Ramos, la UEFA debía contar con indicios suficientes de que la tarjeta amarilla fue intencionada.

Si bien el madridista dejó caer tras el partido que había forzado la tarjeta, la jugada por la que fue amonestado presenta ciertas dudas en cuanto a su intencionalidad.

En esta ocasión, Ramos fue amonestado por cortar un ataque peligroso del Ajax en el centro del campo, por lo que pudo tratarse de un simple lance del juego.

En cambio, todos los casos precedentes en los que la UEFA había sancionado a un jugador por forzar una tarjeta tenían en común que el futbolista buscó la tarjeta demorándose en un saque de banda o incluso en un saque de puerta, situaciones excepcionales que no suelen darse en el transcurso de los partidos.

Por tanto, la forma en que Sergio Ramos forzó la tarjeta amarilla podría haber salvado al jugador, ya que la UEFA podía haber entendido que fue un lance del juego y que el jugador no tenía otra opción que cortar la jugada, pero no ha sido así.

¿Por qué la UEFA no sancionó a Piqué por una acción similar?

En 2016, Gerard Piqué forzó una tarjeta contra el Arsenal, previa conversación con Luis Enrique, para pasar “limpio” a la siguiente ronda.

El central azulgrana realizó una dura entrada sobre Welbeck y vio la cartulina amarilla.

En esta ocasión, la UEFA no sancionó a Gerard Piqué, porque no había evidencias claras de que el jugador hubiera forzado de forma intencionada la tarjeta amarilla.

Por tanto, se trataba de un caso parecido al deSergio Ramos, ya que ambos forzaron la tarjeta realizando una falta, en lugar de perder tiempo de forma descarada.

El problema es que Ramos no estuvo “listo”en zona mixta, reconociendo su intención de forzar la tarjeta.

En esta noticia se habla de:

Noticias Relacionadas:
Lo último en Áreas y sectores