PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

¿Es este un mundo ciber seguro?

Fernando Mairata, presidente de la Asociación de Peritos de Nuevas Tecnologías (PETEC), avisa en esta columna de que el factor humano es el principal riesgo para la ciberseguridad y se necesita más formación y concienciación; el próximo 29 de noviembre esta asociación celebrará su asamblea anual.
|

Vivimos en un mundo hiperconectado, en el que las nuevas tecnologías cobran cada vez mayor importancia. En nuestro día a día empleamos las nuevas tecnologías como algo cotidiano, sin pararnos a pensar que conlleva esta digitalización de la sociedad.

El acceso a los contenidos «online» se ha diseñado de una forma tan intuitiva que incluso un niño de 3 años, que no sabe leer ni escribir, es capaz de llegar a los contenidos que desea (normalmente videos de dibujos).

PUBLICIDAD

En las escuelas, nuestros jóvenes emplean las nuevas tecnologías a diario, pero, ¿en qué momento se introduce el concepto de ciberseguridad en nuestras vidas?

PUBLICIDAD

¿Tienen los centros educativos planes a este respecto?

¿Estamos los adultos preparados para ayudar a las nuevas generaciones en el uso responsable de las Nuevas Tecnologías?

PUBLICIDAD

¿Tienen las empresas programas de formación/concienciación para sus empleados?

¿Sómos conscientes de que material podemos compartir por Internet?¿Sabemos cómo actuar ante un Ciberproblema?.

Son muchas preguntas las que se nos plantean ante un uso responsable de las Nuevas Tecnologías y debemos estar preparados para saber afrontarlas.

PUBLICIDAD

El primer paso es darnos cuenta que la ciberseguridad es cosa de todos, cada uno tenemos nuestra parte de responsabilidad y nuestra parcela de actuación.

Hay que dejar de creer que “a mí no me pasa”, “¿qué interés va a tener nadie en mí…, excusas.

PUBLICIDAD

FALLA EL ESLABÓN HUMANO

En las últimas semanas, hemos asistido a ciberataques con éxito a grandes compañías, las cuales tienen importantes sistemas de ciberseguridad para proteger a sus empresas, pero de nuevo ha fallado el eslabón más débil: el ser humano.

Por desconocimiento, por descuido, un empleado lanza el ataque desde dentro (a través de un pendrive contaminado, a través de un correo recibido…).

La sociedad en general, debe mejorar en el plano de la concienciación, en sentirse no como parte del problema, sino, como parte de la solución.

La concienciación y la formación son vitales a la hora de la prevención.

Siempre es mucho mejor prevenir que curar.

PUBLICIDAD

¿De qué me serviría poner la mejor puerta acorazada, la mejor alarma y la mejor caja fuerte en mi casa; si después dejo la llave puesta en la caja fuerte, la alarma desactivada y la puerta abierta?

Afortunadamente, esta inquietud empieza a crecer y desde los organismos públicos y los privados se van lanzando iniciativas para paliar estos problemas y concienciar desde los más jóvenes a los mayores (programa de Cibercooperantes del INCIBE).

Pero aún hay mucho camino que recorrer, especialmente en las empresas, debemos trazar planes empresariales para concienciar y formar a nuestros empleados y a sus familias, para conseguir centros ciberseguros, hogares ciberseguros y empresas ciberseguras, en definitiva un cibermundo más seguro para todos.