PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Robo en casa de Luzón: ¿Un aviso para navegantes?

El fiscal anticorrupción Alejandro Luzón durante su intervención en los cursos de Verano de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (Foto: Juan Manuel Serrano/UIMP)
|

El robo sucedido en el domicilio madrileño del nuevo fiscal jefe Anticorrupción, Alejandro Luzón, a la misma hora que tomaba posesión de su cargo en el Salón de Plenos del Tribunal Supremo, el pasado miércoles, a las 13 horas, ha disparado todo tipo de especulaciones.

“No existe la casualidad sino la causalidad. Un robo al mediodía, cuando los vecinos suben y bajan, cuando cualquier cosa puede salir mal, es, cuanto menos, muy  extraño”, explican fuentes de la seguridad. “Los robos suelen suceder en fin de semana o por la noche. Este robo es, sobre todo, muy osado y oscuro”.

De acuerdo con la Policía, le fue sustraida una veintena de relojes de gran valor, un número de joyas y 900 euros en efectivo de su domicilio de Chamberí, en pleno centro de la capital de España. Así se lo explicó el fiscal jefe Anticorrupción poco después de las siete de la tarde, cuando regresó a su casa con su familia.

La mujer de servicio que trabaja en el piso, al parecer, abandonó el piso poco después del mediodía y no echó la llave.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

La puerta, además, no parecía forzada, por lo que, en apariencia, parece que entraron por el método del resbalón, consistente en introducir una fina lámina de plástico entre el marco y la puerta.

¿Quién o quiénes lo hicieron y por qué?

Esa es la principal incógnita.

PUBLICIDAD

En la zona de Chamberí y el Barrio de Salamanca operan en la actualidad dos bandas de albano-kosovares que sólo actúan por la noche o en fin de semana, cuando saben que no hay nadie en los domicilios, según fuentes policiales. No pueden ser ellos. El modus operandi no encaja.

Falta por ver si la Brigada de Policía Cientifica ha podido encontrar algún tipo de huella, tras la inspección ocular realizada, que  pueda conducir a algún sospechoso.

Reflexiones

“La primera reflexión que emerge de lo sucedido es que puede ser un ‘aviso para navegantes’, una advertencia a Luzón de que es vulnerable, de que han podido entrar en su casa, donde vive con su familia, a plena luz del día. La segunda, que se puede deducir es que, de alguna forma, se trata de incomodarlo”, añaden las mismas fuentes de seguridad.

PUBLICIDAD

“También puede suceder que el objetivo principal era sustraer algún tipo de información de importancia que el fiscal jefe Anticorrupción pudiera tener en su casa. Información que se pudiera utilizar después para otros fines. Muchos fiscales se llevan documentos a casa, donde siguen trabajando. Habría sido de lo más normal que hubiera tenido ‘papeles’ de valor en casa. O un ordenador, con información”, señalan.

PUBLICIDAD

Se desconoce si Luzón tenía ordenador o documentos oficiales en su casa.

No es la primera vez que a un fiscal Anticorrupción le entran en su hogar. A Juan Pablo Lozano, fiscal Anticorrupción de Murcia, quien investiga los principales casos judicalies de corrupción, como el “caso Auditorio, “Novo Cartago” o “Umbra”, le han robado dos veces.

La primera fue en julio del año pasado. Se llevaron su ordenador perosnal en el que guardaba documentos muy importantes. El segundo tuvo lugar el pasado 6 de enero. En esa ocasion no se llevaron nada de valor, pero sí dejaron revuelto todo; buscaron algo que no encontraron.

Hubo, incluso, una tercera vez. Pero esa sucedió en los juzgados. Una persona supuestamente relacionada con la delincuencia, le sustrajo el ordenador portátil en un descuido, cuando se encontraba en el juzgado de Guardia.

PUBLICIDAD

Por otra parte, también el que fuera presidente del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, sufrió un asalto similar al de Luzón en los primeros meses de su mandato, allá por 2009. Un robo que, hasta ahora, se ha mantenido en la mayor de las discrecciones y que se parece mucho al del fiscal jefe Anticorrupción; también se llevaron objetos de valor y se revolvió todo. ¿También fue un aviso para navegantes?

“Los ladrones, evidentemente, estaban al tanto del acto del miércoles, de la toma de posesión de Luzón y que no regresaría hasta la tarde con su familia, que la mujer dejaría la casa al mediodía. Era una ‘operación segura'”, avanzan las citadas fuentes de seguridad.

“Todo induce a pensar, por los datos que se conocen, que son profesionales. ¿Para quién trabajan? A estas alturas lo desconocemos, pero lo más prudente es rodear al fiscal jefe Anticorrupción y a su familia de un operativo de seguridad, 24 horas al día, siete días a la semana, que impida que esto vuelva a repetirse. Por el bien de todos”, concluyen.