Confilegal
La defensa de los cinco acusados por la supuesta violación afirma que “ha sido muy duro” y que “solo cabe esperar la absolución”
Antonio Manuel Guerrero Escudero; Alfonso Jesús Cabezuelo; Jesús Escudero; Ángel Boza y José Ángel Prenda; los acusados.
Firmas, Juicios, Tribunales

La defensa de los cinco acusados por la supuesta violación afirma que “ha sido muy duro” y que “solo cabe esperar la absolución”

29 noviembre, 2017

Las defensas de los cinco acusados por la supuesta violación grupal de los Sanfermines -el guardia civil Antonio Manuel Guerrero Escudero; el militar Alfonso Jesús Cabezuelo; Jesús Escudero; Ángel Boza y José Ángel Prenda– abandonaron ayer martes el Palacio de Justicia de Pamplona, una vez el juicio quedó visto para sentencia, señalando que “ha sido muy duro” pero que confían en una “buena sorpresa” en la sentencia que dicte la sección segunda de la Audiencia de Navarra.

El abogado de tres de los acusados, Agustín Martínez Becerra, aseguró que “lo único que me cabe esperar es la absolución” tras la conclusión del juicio.

PUBLICIDAD

“De lo que se trata es de que hayamos intentado acreditar de manera efectiva que todo lo que se ha celebrado en la sala desde el día 13 ha puesto de manifiesto que no hubo ninguna agresión sexual el día 7 de julio de 2016 en Pamplona”, señaló Martínez Becerra a los medios de comunicación al concluir la última sesión del juicio.

Sobre lo vivido en la jornada del martes en la sala, donde presentó sus conclusiones, el abogado ha explicado que “no tenemos que demostrar que somos inocentes, es la parte contraria la que tiene que demostrar que somos culpables”.

“Yo he intentado hacerlo desde el máximo respeto y simplemente partiendo de lo que se dijo en un principio a lo que se dijo después, si eso es desacreditar a la denunciante lo lamento muchísimo”, explicó el abogado, quien presentó lo que considera incoherencias en el relato de la joven denunciante.

Igualmente, durante su presentación, el abogado puso de relieve que “diferentes pericias que se han llevado a cabo y diferentes intervenciones que se han llevado a cabo por testigos que han depuesto en el plenario se ha denotado partir de una premisa que es equivocada”.

“Cuando uno realiza una pericia lo tiene que hacer desde la sensación o desde la consideración de una absoluta limpieza mental, es decir, no tiene que partir de la posible culpabilidad o no de la persona que se está investigando, y desgraciadamente hemos observado que buena parte de las pericias que se ha practicado desde aquí iban condicionadas”, afor,çp

Del mismo modo, Martínez Becerra valoró un momento, durante su presentación, en la que sus clientes se han emocionado.

PUBLICIDAD

“Es muy complicado y es muy duro, ellos sienten y son inocentes”, afirmó.

“Si ya de por sí estar privado de libertad siendo culpable es suficientemente duro, pensando que eres inocente todavía es más duro, por tanto entiendo su emoción y por todo lo que están pasando estos días reviviendo todas las circunstancias”, aseguró.

Igualmente, Martínez Becerra comentó a los medios de comunicación la imagen que se tiene de sus clientes.

“La imagen que tiene la opinión pública de mis clientes ha sido obtenida básicamente por la publicación de una serie de mensajes de watshapp que curiosamente no han podido ser utilizados en el procedimiento”, ha señalado.

“De esos mensajes desde luego no salen bien parados, es decir, que ciertamente no son unos chicos magníficos, muy bien educados y que tienen mucho respeto por muchas cosas”, comentó el abogado antes de añadir que “efectivamente no son las personas más educadas y más corteses, y tienen en sus comportamientos actitudes que dejan mucho de desear”.

PUBLICIDAD

Sin embargo, Martínez Becerra señaló que “aquí no venimos a juzgar a nadie éticamente, se trata de plantear si se ha cometido o no una agresión sexual”.

Igualmente, indicó que “si son buenos hijos, tienen una magnífica relación familiar, tienen unos amigos que les han ayudado, que han estado viniendo todo el tiempo”.

“Si también querían que dijera que son malos hijos y que son malas personas, lo siento, no voy a decir eso, porque no lo creo y porque entiendo que es así, pero sí puedo decir que hay comentarios y comportamientos que se han publicado que le producen la repulsa a cualquiera normal”, afirmó.

Por otro lado, valoró que “desde una instrucción que se ha llevado de una forma bastante peculiar, en la cual se ha dedicado no a la averiguación de la verdad sino simplemente a confirmar unos hechos que presuntamente se habían cometido, se ha llevado a un punto de absoluto derecho penal de autor”.

“Se llama cacería, pues he podido usar esa palabra, pero les vuelvo a remitir que esos mensajes por los que la opinión pública los ha juzgado y condenado, esos mensajes han desparecido del asunto porque la sala ha considerado que no debieron formar parte nunca del sumario”, añadió.

Por otro lado, el abogado realizó un balance de todo el juicio.

“Estoy muy cansado, ha sido agotador y la verdad es que he intentado hacer mi trabajo con dignidad, intentando hacerlo de la mejor manera posible sin que nadie pudiera sentirse ofendido y sintiendo que era mi obligación defender algo en lo que creo profundamente, que es que son inocentes”, reveló.

“Solo van a poder valorar estos dos días, pero les aseguro que ha sido muy duro, muy estresante, muy largo, intentar incluso tratar con ustedes (los medios de comunicación) y hacerlo en la mayor medida todos los días no marchándome ningún día por la puerta de atrás por mucho que no me gustara la música que se hubiera interpretado dentro”, explicó antes de sentenciar que “todo ha hecho que sinceramente ha sido más duro”.

Por último, Martínez Becerra habló también de otro juicio que tienen pendiente sus acusados.

“El otro juicio que hay pendiente, y está en fase de instrucción, es por un delito de abusos no de agresión sexual y lógicamente lo dejamos para que se juzgue en su día y no empecemos a prejuzgar algo que habrá que juzgar en su día en Pozoblanco”, dijo.

“El asunto de Pozoblanco o cualquier problema en otra localidad desde luego no forma parte de este juicio y mezclarlo solamente hace que enturbiar de manera interesada el resultado de un juicio que tiene que circunscribirse a lo sucedido aquí”, señaló.

“SATISFECHO” TRAS EL JUICIO

Por su parte, Jesús Pérez, abogado de otro de los acusados, se declaró “muy satisfecho y contento con el trabajo realizado durante todo este tiempo para intentar acercarnos a lo que entendemos que era la verdad, y con todo lo que hemos trabajado durante la instrucción, después con las pruebas practicadas durante la vista oral y ahora en el informe de conclusiones, creo que algo más nos hemos acercado a la verdad”.

Tras ello, aseguró que “hagamos justicia, que yo creo que sí se va a hacer justicia por parte de esta sala, y esperemos que pronto tengamos una buena sorpresa”.

“La justicia es un término universal, estoy pidiendo que se haga justicia, ni más ni menos”, dijo a los periodistas.

Juan Canales, el letrado de otro de los acusados, consideró que en el juicio ha quedado “evidentemente” acreditado que no hubo violación sino una relación sexual grupal consentida y reiteró la inocencia de su cliente.

Afirmó que “el único motivo por el cual ella interpone la denuncia es que no encuentra su móvil, que su móvil tiene una aplicación que todo lo sube de forma automática a la red, que esas imágenes podían estar en la red, y de alguna forma tenía que justificar eso antes sus allegados”.

“Ella no sabía si esas imágenes han sido grabadas con su móvil y entraría en estado de pánico cuando vio que no tenía el móvil”, indicó.

Además, aseguró que no hubo “resistencia” por parte de la joven denunciante y dijo que “para que no haya consentimiento el sujeto activo tiene que percibir que la otra persona no quiera hacer lo que estaba haciendo”.

“Si el sujeto activo no lo percibe de ninguna forma, ¿cómo puede entender que la presunta víctima no quiera?”, afirmó.

Igualmente, ha considerado que las imágenes “han demostrado que ella aparece en todo momento relajada”.

“La pericial viene a decir que una persona que se resiste o no le gusta algo normalmente cierra los párpados fuertemente, cierra algún puño, hace algún gesto con la cara, y de las imágenes no se percibe lo más mínimo esa cuestión”, concluyó.

DERECHO A LA ÚLTIMA PALABRA

En el turno de última palabra, los acusados, uno por uno, al ser llamados por el presidente del tribunal, José Francisco Cobo, afirmaron ser “inocentes”.

Todos coincidieron en una brevísima intervención en señalar que confiaban en la Justicia o en la sala que les juzga y uno de ellos ha llegado a decir que espera que “esto termine cuanto antes”.

El acusado que además reconoció haber sustraído el móvil de la joven denunciante dijo que se arrepentía del hurto del móvil y ha pedido “perdón”.

Toda la vista oral ha sido a puerta cerrada excepto las dos sesiones de presentación de las conclusiones por las partes, en la que ciudadanos y periodistas han podido acceder a la sala pero sin ningún tipo de dispositivo para grabar, solo con cuaderno y bolígrafo.

Sobre las 15.45 horas del martes el presidente del tribunal que juzga el caso dijo “visto para sentencia”, a la espera ahora de conocer un fallo que, según dijo recientemente el presidente del Tribunal Superior de Justicia de Navarra (TSJN), podría salir después de las Navidades.

En once sesiones que ha durado la vista oral ha pasado por la sala de la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Navarra la denunciante, que sólo acudió al Palacio de Justicia de Pamplona el segundo día de sesiones para declarar en una sala en la que no estuvieron presentes los cinco acusados, quienes siguieron la declaración por videoconferencia desde otra sala.

Los cinco acusados sí que han asistido a todas las sesiones y han estado en el interior de la sala, colocados tras sus defensas y custodiados por agentes de la Policía Foral. Ellos fueron interrogados el miércoles de la semana pasada, en la octava sesión de la vista.

Antes, declararon distintos testigos y peritos, tanto psicológicos como médicos, además de agentes de la Policía Foral y de la Policía Municipal que han trabajado de alguna manera en este caso. Todos a puerta cerrada.

Lunes y martes ha sido el turno de la exposición de las conclusiones, empezando por la fiscal que reiteró su petición de 22 años y 10 meses de prisión para los acusados en una extensa y detallada intervención en la que defendió que fue una agresión sexual sin consentimiento de la joven.

También este lunes presentaron sus conclusiones la acusación particular, que mantiene la petición de 24 años y nueve meses de cárcel para los procesados; y de las acusaciones populares, representadas por el Ayuntamiento de Pamplona y el Gobierno de Navarra, que piden 25 años y nueve meses de prisión.

Este martes, última sesión de la vista, ha sido el turno de las defensas. Todas solicitan la absolución de los acusados. Entienden que no hubo agresión sexual y que las relaciones fueron “consentidas” por parte de la joven madrileña. EP.

Leave a Reply

2 Comments on "La defensa de los cinco acusados por la supuesta violación afirma que “ha sido muy duro” y que “solo cabe esperar la absolución”"

avatar
Sort by:   newest | oldest | most voted
wpDiscuz