PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

3 de diciembre: Balance y expectativas en el Día Internacional y Europeo de las Personas con Discapacidad

|

El 14 de octubre de 1992, en su cuadragésimo séptimo período de sesiones, la Asamblea General de las Naciones Unidas proclamó el día 3 de diciembre como el Día Internacional de los Impedidos.

La terminología ha sido superada y ese día celebramos el Día Internacional de las Personas con Discapacidad.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

En aquella Resolución la ONU invitaba a todos los Estados Miembros y a las organizaciones interesadas a intensificar sus esfuerzos para la adopción de medidas eficaces y sostenidas para mejorar la situación de las personas que padecen impedimentos y especialmente instaba a los gobiernos, organizaciones nacionales, regionales e internacionales a que prestasen su total cooperación en la observancia de ese día.

Es infatigable el esfuerzo desplegado en nuestro país por el movimiento social de la discapacidad, articulado a nivel estatal desde el CERMI (Comité de Entidades Representantes de Personas con Discapacidad) para que ese día, año tras año, la discapacidad se haga más visible y presente en la vida de todos los ciudadanos del país.

Asociaciones y Fundaciones vinculadas a la discapacidad organizan el día 3 de diciembre actos de diferente naturaleza para reivindicar la importancia social de este colectivo y la necesidad de conformar una sociedad aglutinadora, integradora, en la que todos ocupen un mismo lugar en condiciones de igualdad, no como una concesión, sino como un derecho.

PUBLICIDAD

El desacompañamiento que se desprendía del texto de aquella Resolución de la ONU, pues invitaba a los afectados o interesados a colaborar en la observancia del Día Internacional, se ha superado.

El “efecto contagio” en la protección y defensa de las personas con discapacidad, es cada día más evidente, y así debe ser.

PUBLICIDAD

La voz se alza con más fuerza, sin complejos y todos estamos invitados a unirnos a ella. Abandonada queda la “soledad sonora” del colectivo y colaboran de manera sumamente eficaz los medios de comunicación que se hacen eco de esas justas reclamaciones, convirtiéndose en elemento esencial del cambio.

PUBLICIDAD

Es evidente que persisten muchas barreras mentales y actitudinales y los medios pueden ayudar a eliminarlas, como se ha hecho en días pasados provocando el sonrojo de una comunidad de vecinos en relación a una decisión, finalmente abortada, que afectaba a una joven con discapacidad intelectual.

LOGRAR LA EFECTIVA IGUALDAD DEL COLECTIVO

Los juristas son también una indispensable herramienta para lograr la efectiva igualdad del colectivo.

Me congratulo especialmente de la labor realizada durante muchos años en pro de la discapacidad desde la Fiscalía, de la mano de la Judicatura.

La Fiscalía, con pocos, pero grandes referentes, ha sido pionera en muchas cuestiones relacionadas con este ámbito. Su labor e impulso integrador fue reconocida por el CERMI en el año 2012, que otorgó a la Fiscalía General del Estado el Premio en la categoría institucional.

Los dos inmediatos antecesores de la actual Fiscal General del Estado, anunciaron en varias ocasiones la creación de una Fiscalía de Sala especializada en la protección de las personas con discapacidad, desgajada de la Fiscalía de Sala de lo Civil.

PUBLICIDAD

Indiscutible resulta la sustantividad propia y el peso específico de la materia como para aspirar a tener un carácter autónomo.

Las expectativas formadas se frustraron, pues diversos avatares, de carácter político-económico, por tanto, ajenos a la Fiscalía, impidieron su creación.

El reto ahora es asumido por la nueva Fiscal General, quien en el último Consejo Fiscal celebrado el pasado día 7 de noviembre de 2018, volvió a anunciar su creación.

Conocido es, particularmente por quienes formamos parte de la Carrera, la importancia que la figura del Fiscal de Sala ha tenido en el desarrollo y potenciación de las diferentes especialidades, y, por ende, en el éxito de la lucha contra determinadas conductas delictivas.

Conscientes de ese poderoso instrumento, el propio CERMI, que conoce desde sus entrañas el mundo de la discapacidad, ha reivindicado en numerosas ocasiones la creación de una Fiscalía de Sala de Discapacidad.

DELEGADOS PARA LA PROTECCIÓN DE LAS PERSONAS CON DISCAPACIDAD

Esta Fiscalía podrá completar, coordinar y estimular la actuación de los Delegados encargados de la protección de las personas con discapacidad; impulsar nuevos proyectos que cubran necesidades detectadas y pendientes de adecuado tratamiento; interactuar con otras Fiscalías especiales como la de Violencia de Género, de la Tutela penal de la igualdad y contra la discriminación o la de Delitos Informáticos en la persecución de delitos que tienen como sujeto pasivo del delito a la persona con discapacidad, así como seguir fomentando la colaboración con el movimiento social de la discapacidad.

Especial formación jurídica en la materia, pues cobra fuerza el denominado “Derecho de la Discapacidad” y medios para la ingente tarea que deberá abordar, son el mínimo necesario e imprescindible para que, una vez más, no se frustren las expectativas que miles de personas van a depositar, renovadamente, en los fiscales .

A nivel gubernativo, casi huelga decir que el nivel de responsabilidad con la discapacidad, por imperativo constitucional (artículo 49 de la Constitución Española), es, o debería ser, mayúsculo, y está especialmente acentuado tras la ratificación de la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad.

El día 3 de diciembre es un día para celebrar los logros obtenidos, por supuesto.

Pero también merece la pena recordar que no se han conseguido de forma sencilla, sino recorriendo de forma lenta, pero constante, un intrincado camino, lleno de obstáculos y barreras, y que se ha hecho gracias a las acciones imbricadas, coordinadas y persistentes desde el movimiento social de la discapacidad y de aquellos que han creído y creen en la plena inclusión de quienes tienen una discapacidad.

Es buen momento para reivindicar ante los poderes públicos impulso y aceleración de este proceso.

Hay mucho camino por recorrer, problemas a los que hacer frente, como la discriminación múltiple dentro del propio colectivo que se ceba en mujeres, niños y ancianos sin medios o con pocos recursos, con especial atención al medio rural.

Y es buen momento para que el compromiso político sea sincero.

Las políticas de coste cero son una falacia. No se las merecen.

El día 3 de diciembre es día de balance anual y de nuevas expectativas que no se pueden frustrar.