PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Bruselas denuncia a España ante el TJUE por la contaminación en Madrid y Barcelona

En nuestro país son atribuibles al NO2 casi 9.000 muertes prematuras anuales, según la Agencia Europea de Medio AmbienteSegún Bruselas, los datos más recientes de calidad del aire que ha entregado España "confirman la ruptura sistemática de las reglas europeas sobre valores de dióxido de nitrógeno", legalmente vinculantes desde 2010.
|

La Comisión Europea ha denunciado hoy a España ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europa (TJUE) por incumplir la normativa de calidad del aire en Madrid, Barcelona y Vallès-Bajo Llobregat, donde excede los niveles máximos de dióxido de nitrógeno de la normativa europea, tras constatar que no ha tomado las medidas urgentes que se le exigían para atajar los altos niveles de contaminación.

«La decisión de llevar a España al Tribunal concierne las áreas urbanas de Madrid, Barcelona y Vallès-Bajo Llobregat, donde los límites legales de NO2 han sido superados de forma persistente», ha señalado la Comisión en un comunicado.

PUBLICIDAD

Por su parte, fuentes del Ministerio de Transición Ecológica han manifestado hoy que el Bajo Llobregat cumple con los límites legales desde 2018.

PUBLICIDAD

El comisario europeo de Medio Ambiente, Asuntos Marítimos y Pesca, Karmenu Vella, ha explicado en una rueda de prensa en Bruselas que «los datos más recientes sobre la calidad del aire ofrecidos por España confirman el incumplimiento sistemático de las normas europeas sobre los niveles de dióxido de nitrógeno (NO2), reglas que son legalmente vinculantes desde 2010″.

Y ha ha dicho que según la Agencia Europea de Medio Ambiente, en España son atribuibles al NO2 casi 9.000 muertes prematuras anuales.

PUBLICIDAD

«Nunca nos alegra tener que ir a los tribunales, pero a veces es la única forma de conseguir resultados», ha subrayado, al tiempo que ha advertido que «no hay margen para compromisos» cuando se trata de la salud humana.

Vella ha recordado que este mes ha enviado una carta a la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, sobre la problemática de la calidad del aire en España, para trasladarle su «preocupación» y solicitar medidas urgentes.

También ha emplazado a las autoridades regionales y locales a «diseñar e implementar medidas efectivas» para garantizar que se cumple cumple con los límites legales.

PUBLICIDAD

«A fin de cuentas, nuestro interés es proteger la salid de la población local», ha recalcado Vella.

YA HA LLEVADO A ALEMANIA, FRANCIA, ITALIA Y REINO UNIDO ANTE EL TJUE 

La Comisión Europea ya ha llevado ante el TJUE a Alemania, Francia, Italia y Reino Unido por casos similares.

PUBLICIDAD

El 17 de mayo de 2018 decidió parar el expediente de España en su última fase y evitó llevarlo ante la Justicia europea, según informó en su momento el comisario de Medio Ambiente Karmenu Vella.

Meses antes la Comisión había abierto el procedimiento de infracción a España y a otros ocho países, entre los que figuran República Checa y Eslovaquia que también se libraron en mayo de 2018 de la demanda por incumplir los niveles de NO2.

Los tres países disponían de un plazo para presentar medidas adicionales «creíbles, a tiempo y efectivas» para acabar con la mala calidad del aire.

En su momento, Vella indicó que las medidas que los tres Estados miembro preveían parecerán ser «las adecuadas para hacer frente a las carencias detectadas, siempre y cuando se ejecuten correctamente».

El expediente abierto a España afectaba las ciudades de Madrid y Barcelona, incluyendo el extrarradio de esta última, pero Bruselas también ha expedientado a Avilés (Asturias) y a la localidad de Villanueva del Arzobispo (Jaen).

PUBLICIDAD

En aquel momento, el Ejecutivo comunitario informó de que suspendía el proceso porque el paquete de medidas presentado por España para corregir la situación en la capital, que incluía la puesta en marcha de Madrid Central, era suficiente para «hacer frente a las carencias detectadas siempre y cuando se ejecuten correctamente».

Posteriormente, el comisario envió una carta al Gobierno alarmado por los niveles de contaminación registrados y avisó de que esperaba que se tomaran con urgencia medidas adicionales.

El Ministerio para la Transición Ecológica (MITECO) pidió entonces al Ayuntamiento de Madrid y al área metropolitana de Barcelona que colaboraran en la adopción de medidas adicionales para mejorar la calidad del aire.

Desde el Consistorio de la capital, el delegado de Medio Ambiente y Movilidad, Borja Carabante, ha asegurado que trabajan para evitar que España sea sancionada y que expertos en derecho comunitario les ha comunicado que el proceso para ser multado tiene un recorrido, durante el cual el Ayuntamiento presentará sus nuevas medidas alternativas a Madrid Central.

Según han explicado fuentes del Ministerio para la Transición Ecológica, desde que la Comisión decida si inicia el expediente hasta que se emita la primera sentencia declarativa podría pasar entre un año y año y medio.

En ese tiempo, la Comisión Europea seguirá monitorizando a España las medidas que adopta y, en ese plazo, incluso podría cerrar el expediente, ya que una vez que se declara la sentencia se da un plazo al Estado miembro para que ponga en marcha las medidas pertinentes para cumplir la ley.

Precisamente, el secretario de Estado de Medio Ambiente, Hugo Morán, y el director general de Medio Ambiente de la CE, Daniel Calleja, se reunirán hoy para conversar sobre las cuestiones ambientales de su competencia; entre ellas se incluye la calidad del aire.

Tanto desde el Ministerio como desde la Comisión han indicado que la reunión estaba prevista desde hace semanas y que forma parte de los encuentros bilaterales habituales cada tres o cuatro meses, para abordar temas como aire, biodiversidad, agua o residuos.