PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Movimiento contra la Intolerancia alerta del crecimiento de la xenofobia, el odio ideológico y la hispanofobia durante 2020 en España

Esta es la radiografía del último Informe Raxen, que registra casi 700 incidentes de odio en un año marcado por el confinamientoEsteban Ibarra, presidente de Movimiento contra la Intolerancia, critica que el Gobierno y el Legislativo han sido "escasamente proactivos al respecto", y vuelve a exigir una Ley de igualdad de trato, una Ley contra los delitos de odio y un Plan de acción contra el racismo y la intolerancia.
| | Actualizado: 10/06/2021 16:28

Movimiento contra la Intolerancia advierte que en 2020 ha detectado en España un aumento del “discurso de odio” (Hate Speech) en Internet y redes sociales, un crecimiento de la xenofobia, del odio ideológico y de la hispanofobia.

Así lo refleja en el Informe Raxen 2020, un referente anual en el que monitoriza incidentes o hechos relativos al racismo, xenofobia, antisemitismo, islamofobia, antigitanismo, homofobia y otras formas de intolerancia, discriminación y violencia, que ha sido publicado hoy.

Destaca que incluso en un año marcado por el confinamiento, se ha registrado un aumento de incidentes de odio.

Casi 700, un 3% más que el año anterior.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

No obstante, el presidente de Movimiento contra la Intolerancia, Esteban Ibarra, señala a Confilegal que solo se denuncia entre un 10 y 15% de estos hechos, por lo que estima que hubo entre 4.000 y 6.500 incidentes de odio en España.

EL INFORME RAXEN PARA DESCARGAR

Por comunidades autónomas, donde más se registraron fue Cataluña (129); Andalucía (88), Madrid (85), la Comunidad Valenciana (70), Castilla-León (59), Euskadi (46), Navarra (37), Baleares (30), Aragón (27), Murcia (21), Ceuta y Melilla (21).

Les siguen Canarias (17), Asturias (14), Castilla-La Mancha (13), Extremadura (11), La Rioja (10), Galicia (8), y Cantabria (7).

«Lejos de desaparecer estas conductas por otros problemas de mayor escala, como la pandemia del coronavirus y la crisis económica derivada de ella, durante 2020 se han producido una gran cantidad de incidentes de odio de todo tipo, incluso más que el año anterior», lamenta Esteban Ibarra.

PUBLICIDAD
El presidente de Movimiento contra la Intolerancia, Esteban Ibarra.

Indica que a los ya citados se suman también incidentes de antisemitismo, antigitanismo, intolerancia religiosa, misoginia y homofobia, y subraya que «las redes sociales, convertidas en grandes protagonistas, han albergado gran cantidad estos incidentes de odio, especialmente de naturaleza xenófoba, de odio ideológico, e hispanofobia.

«No faltaron quienes acusaron desde un principio a las personas orientales de ser causantes del origen y expansión del virus de Wuhan; quienes lo ubicaron en un ‘complot judío mundial’; quienes dijeron que las familias gitanas contribuían a su expansión; quienes acusaron a España y a Madrid de ser un ‘infectódromo’, señalado como el mal mayor; quienes acusaron a los actos religiosos -musulmanes o cristianos- de focos de contagio; y quien, en una deriva muy inquietante, evaluó la edad como un elemento de significación entre quienes ya no era su tiempo de existir entre nosotros, pura gerontofobia», explica Esteban Ibarra.

Señala que «todo ello ha sido muy inquietante, en un contexto donde el odio ideológico ha llevado hasta a agresiones a personal esencial, como sanitarios, policías, periodistas y dispensadores de alimentación».

PUBLICIDAD

Movimiento contra la intolerancia denuncia que «el Gobierno y el Legislativo han sido escasamente proactivos frente a la necesidad de impulsar una Ley de igualdad de trato, una Ley contra los delitos de odio, y un Plan de acción contra el racismo y la intolerancia», como viene reclamando desde hace años, para atajar esta lacra.

«Estas reivindicaciones no han sido atendidas pese a las advertencias de los organismos europeos que detectan como factores inquietantes en toda Europa la xenofobia, el antisemitismo y la polarización ideológica, y denuncian asociaciones como la nuestra», critica Esteban Ibarra.

PUBLICIDAD

Y advierte de estos «signos inquietantes que deberían ser atajados a través de dichas iniciativas legislativas, y la educación para la tolerancia y los derechos humanos».

Para concienciar y prevenir, Movimiento contra la Intolerancia ha impulsado recientemente una campaña en en el ámbito educativo llamada Stop Violencia, con la que persigue «deslegitimar» las conductas violentas y promover la solidaridad con la víctima.

El presidente de Movimiento contra la Intolerancia destaca en el editorial del Informe Raxen 2020 que «el aumento de actitudes de intolerancia hacia otras personas por el hecho de algún factor diferencial es la raíz del problema de polarización y extremismo en España y en Europa, una dinámica totalitaria que va mutando con aspectos democráticos y que asfixia la convivencia».

PUBLICIDAD

Insiste en la defensa de una «migración segura, ordenada y regular frente a la xenofobia y la supresión de fronteras».

Señala «el peligro del odio identitario, y la hispanofobia», y apunta al «vandalismo que hubo en España derivado de una interpretación errónea de la movilización antirracista en EE.UU protagonizada por el ‘Black Live Matters’.

Movimiento contra la Intolerancia reclama a las instituciones que sean «más proactivas» y apuesten por «la prevención y la atención a las víctimas, conforme instan las instituciones europeas y los mandatos internacionales».

La primera edición del Informe Raxen se remonta a 1995, «a raíz de las graves agresiones y asesinatos a manos de grupos neonazis y racistas». Arroja «un aporte de datos imprescindible para investigar, analizar y proponer políticas de prevención criminal y de apoyo a las víctimas».

Esteban Ibarra alerta que «de no avanzar por ese camino, el problema va a ir más».