PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Polémica abierta: El destope de las cotizaciones sociales que propone Sánchez podría empobrecer a las empresas

Momento de una comparecencia pública del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez
|

En estos días se ha conocido a través algunas declaraciones del propio presidente del Gobierno, Pedro Sánchez  que, el nuevo Ejecutivo nacional se está planteando una serie de medidas como destapar (quitar el tope) la cotización a la Seguridad Social para empresas y empleados.

Una medida que ha generado polémica entre los expertos, con partidarios y detractores.

Destopar totalmente las bases máximas de cotización a la Seguridad Social, como ha insinuado el presidente del Gobierno, implicaría unos ingresos añadidos a la Seguridad Social de 4.470 millones de euros al año, según datos del propio organismo.

O desde otra perspectiva supondría que los trabajadores afectados tendrían que desembolsar 742 millones de euros más cada año mientras sus empresas verán aumentar sus costes salariales en 3.728 millones.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

El plan esbozado para financiar las pensiones eliminando el tope de las cotizaciones sociales penaliza a unos 2 millones de trabajadores que ganan más de 45.000 euros. Perderán sueldo neto y se encarecerán sus costes laborales en un 30%, al no subir las pensiones para este colectivo en la medida de su nueva aportación.

ASNALA pide que se reflexione la medida

Para Ana Gómez, presidenta de la Asociación Nacional de Laboralistas (ASNALA), la medida “es imprecisa y muy populista. Creemos que se deben de fijar unos topes a esos destopes para que las empresas no se descapitalicen de nuevo”.

Desde esta asociación se es consciente que la caja de la Seguridad Social no pasa por su mejor momento económico y que se debe buscar alguna medida para asegurar las pensiones presentes y las de futuras generaciones, pero Gómez no ve claro que este destope de ciertas cotizaciones sociales sea la medida más correcta.

A su juicio “hay que reflexionar muy bien lo que se va a hacer y por supuesto convocar al Pacto de Toledo, grupo de expertos en esta materia de pensiones, para que ofrezca un dictamen claro de lo que se avecina. Esta medida del destope así a las bravas, sin concretar, puede producir efectos colaterales muy graves”.

PUBLICIDAD

Si esta medida no se hace de forma adecuada y correcta, la presidenta de ASNALA explica que “ puede ser un desastre para la economía. Se trataría de un impuesto más para las empresas, que supondría más destrucción de empleo en una fase en la que parecía que ya salíamos de la crisis económica”, ha indicado Gómez.

Esta experta en derecho del trabajo ha recordado que las empresas ya están pagando un 23,6% como base de cotización por cada trabajador, mientras que el trabajador paga un 4,6%”. Este destope anunciando por el presidente Sánchez puede hacer peligrar la viabilidad de las empresas que ya lo han pasado mal en los años anteriores de la crisis.  Proponer este nuevo impuesto a las empresas no parece muy lógico”, ha añadido.

En su opinión, es fundamental que esta medida sea más precisa ya que, además, con esta iniciativa seríamos uno de los países con mayor carga fiscal del mundo occidental, algo que evitaría que muchas empresas invirtieran en nuestro país. Gómez ha explicado a CONFILEGAL que su asociación planteará alguna propuesta en este debate.

PUBLICIDAD

Familias numerosas, preocupadas por el destope

Desde la Asociación de Familias Numerosas de Madrid (AFNM) han manifestado “que incrementar la cotización a empresas y trabajadores sólo tendrá consecuencias demoledoras: mayor coste laboral para las empresas, reducción de salarios, aumento del paro y disminución de la renta disponible de las familias”.

“No es serio que llevemos arrastrando un problema demográfico desde hace casi cuarenta años y que se plantee que para que la caldera siga quemando lo mejor es usar la madera del barco”, ha dicho María Menéndez, presidenta de la AFNM.

PUBLICIDAD

“No se apoya a la familia, tener hijos es un lujo, la fiscalidad es antifamilia, la ayuda por hijo es miserable y ahora se quiere cargar el problema de las pensiones a las familias y a las empresas, que trasladaran las consecuencias a las familias. No hay ningún partido en el congreso que plantee medidas desde el punto de vista de la natalidad y de la familia. No puede resolverse un problema desde los efectos sin atender a la causa”, han manifestado las familias numerosas.

“Solamente se miran las rentas y no cuántas personas viven con esas rentas. A más hijos, mayor gasto y la renta debe ser mayor. Si nos van a exprimir a impuestos por necesitar ganar más dinero, nuestra renta disponible será tan raquítica que nos colocarán en el umbral de pobreza”, han contado las familias numerosas especiales, con 5 o más hijos.

PUBLICIDAD