Firmas

Oposición, negocio y carencia de plazas en la Administración de Justicia

Oposición, negocio y carencia de plazas en la Administración de Justicia
04/7/2018 06:15
|
Actualizado: 03/7/2018 23:02
|

Que los escándalos sucedan dentro del transcurso de tres oposiciones anestesia mucho la atmósfera reivindicativa y la continuidad de las mareas.

Más aún por dos factores determinantes.

El primero que no existe una estructura, quien se moviliza es el opositor libremente sin organización, y segundo que Ministerio, preparadores y sindicatos han ejercido de bomberos.

El opositor es un cliente que no molesta y bienpagador.

En tiempos en que se pregonan plazas a bombo y platillo, apareció una oportunidad que no se dejó escapar así que se extendió el negocio de cientos de academias de preparación de oposiciones, presenciales/a distancia, on-line/personalizadas, con/sin temario, por/sin ley…de todos los colores. Todos habrán visto y oído últimamente anuncios en prensa, cuñas de radio, «banners», «flyers», etc.

Si recientemente los preparadores iban en un Ibiza a escuchar el cantar del opositor, ahora se vuelven en Mercedes.

Y lo mejor, un sueldo extra el que sea funcionario al cobrar algunos en B y sin declarar incluso 2.000 € mensuales a razón de hasta 250 € por opositor por 2 horas semanales en algunos casos.

Es curioso que muchos de los preparadores de oposiciones sean inspectores de Hacienda, subinspectores de Trabajo, jueces y fiscales.

Paradójicamente, suelen ser muy críticos con la corrupción política y la evasión de impuestos.

El anuncio del Ministerio de que hará concurso-oposición para facilitar (favorecer burocráticamente) la entrada de interinos para el plan de estabilización del empleo es un estacazo a estas empresas porque la oposición, el producto, pierde atractivo: merman las oportunidades del opositor por libre de medirse con aquellos a los que le valorarán  unos méritos que otros no alcanzarán ni de lejos como por ejemplo una antigüedad de hasta  24 años de interino que acumulan muchos.

Ya no sería de poder a poder.

Recordemos también que CC.OO. reclamaba “que las notas de corte no sean tan elevadas de manera que se permita a quienes acrediten una preparación suficiente…”, con lo que se allanaría por otro procedimiento el terreno de acceso por la vía de la interinidad.

Dicho de otra forma, llegando a una nota de corte baja, se puntúan méritos y ahí es donde se dispararía la nota del interino y se hundiría la del opositor por libre.

CONCLUSIÓN

El cliente potencial tornaría de los habituales 150.000 opositores por libre a unos 9.515 funcionarios interinos, ni un 7% de lo que era.

La alarmante bajada de la cuota de mercado en el sector requería apagar fuegos para que el cliente habitual no se asuste por la inestabilidad.

Se ha percibido la promoción de la tranquilidad publicando contenido cortina de humo, propaganda de que las oposiciones son un chollo al alcance de cualquier mortal con unos minutos al día…

Por el otro flanco el Ministerio sigue en el mutismo y los sindicatos, como servidores de otro cliente, su afiliado, el interino que paga cuota, una vez ya asentada la idea y lanzado el mensaje de la bajada de la nota de corte, han contribuido a la extinción del fuego.

Otro obstáculo que enfrentarían academias y preparadores es la irregularidad en la convocatoria de oposiciones.

De la misma manera que no es lo mismo recoger una cosecha anual que una impredecible, no es lo mismo vender la preparación de una oposición que se examina en un año a que sea cuando Dios quiera.

Estudiar ad infinitum no es tan cautivador como proyectarse a un día sobre agenda.

De esta forma, si a día de hoy las convocatorias a los Cuerpos Generales de la Administración de Justicia son anuales aunque tardías, los adelantos ministeriales de su intención de acumular plazas de la oferta pública de empleo de 2017 con las de 2018 dan al traste con dicha regularidad.

Entre tanto, y tras las manifestaciones del pasado día 25 de junio, el opositor que no está ya de vacaciones, hundido, precelebrando su éxito o directamente en LinkedIn, sigue distraído y a la espera de notas pues ya están terminados todos los ejercicios.

Dicho esto, es destacable y de admirar aquellas personas que desde diversos y remotos lugares del mapa han dedicado su tiempo, coche, dinero y garganta a luchar por los derechos de todo el colectivo opositor a Justicia.

CIFRAS

La Administración de Justicia se compone a marzo de 2017 de un total  de 62.359 efectivos tanto en las Comunidades Autónomas como a nivel estatal de competencias no transferidas.

El personal interino supone en Justicia un pavoroso 15,25 %.

Esta cifra supone que el funcionariado de Justicia significa solo un 2,47% del total de funcionariado que hay en España.

Es sin duda el cuerpo más minoritario de todos en comparación con los 480.626 funcionarios sanitarios, los 527.801 de la   Administración General del Estado o los 548.944 de las Administraciones Locales.

Si se tiene en cuenta que hay más juzgados, registros civiles y oficinas judiciales que Ayuntamientos y Diputaciones, los preocupantes retrasos en los procedimientos judiciales (hasta 5 años en dictar sentencia) o las necesidades de personal que existen en los tribunales, se advierte tremendamente la necesidad imperiosa de lanzar un mayor número de plazas de gestores, tramitadores y de auxilio.

Otras Columnas por Manuel Palomares Herrera:
Últimas Firmas
  • Opinión | «La Guerra de Charlie Wilson» en Afganistán: Una decisión cuyas consecuencias aún sacuden la geopolítica actual
    Opinión | «La Guerra de Charlie Wilson» en Afganistán: Una decisión cuyas consecuencias aún sacuden la geopolítica actual
  • Opinión | Los pactos de socios, pilar fundamental en sociedades de reciente creación
    Opinión | Los pactos de socios, pilar fundamental en sociedades de reciente creación
  • Opinión | En torno al nuevo criterio del Supremo sobre el delito de falsedad documental por simulación
    Opinión | En torno al nuevo criterio del Supremo sobre el delito de falsedad documental por simulación
  • Opinión | En defensa de la independencia del CGPJ: no todo vale
    Opinión | En defensa de la independencia del CGPJ: no todo vale
  • Opinión | Procuradores: Orgullosos de nuestros 450 años de historia
    Opinión | Procuradores: Orgullosos de nuestros 450 años de historia