PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Los Fondos Europeos dejarán 3.400 millones € al sector turístico que reclama una estrategia para afrontar la recuperación 

Solo el primer trimestre de 2021, el número de ocupados en el sector ha caído en 755.000 personas.
| | Actualizado: 05/05/2021 0:26

El Gobierno español prevé destinar al sector turístico 3.400 millones de euros procedentes de los fondos de recuperación ‘Next Generation’ de la Unión Europea. El dinero se dirigirá a la modernización de la industria turística, la digitalización, la sostenibilidad en los destinos y la renovación de los destinos maduros.

Como iniciativas visibles, la Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (CEHAT) ha presentado cinco proyectos e iniciativas “aterrizadas” para reactivar al sector turístico a través de las ayudas contempladas en los fondos europeos.

Por su parte, las cadenas hoteleras Meliá, Iberostar, Riu y Barceló liderarán un megaproyecto para la reconversión de zonas maduras de doce destinos, lo que requiere una inversión de 2.000 millones de euros con la ayuda de los citados Fondos y mediante una estrategia de colaboración público-privada.

También la consultora tecnológica Amadeus ha presentado al Gobierno español dos ambiciosos proyectos susceptibles de acogerse a los fondos europeos ‘Next Generation’ para pequeños hoteles y destinos. Se estima una inversión de 600 millones de euros en cinco años que beneficiaría a cerca de 50.000 pymes.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Desde la asociación turística Exceltur que engloba a las 33 empresas más destacadas del sector se insiste en la gravedad de la crisis.

Solo el primer trimestre de 2021, el número de ocupados en el sector ha caído en 755.000 personas (de las que 445.000 están en ERTE) y que el número de compañías cerradas subió hasta 32.000 (el 29% del total de cierres en España), lo que incide en una recuperación lenta.

De hecho, las previsiones que maneja el ‘lobby’ apuntan a que este verano podría alcanzarse un 66% de la demanda turística registrada en 2019, con un balance muy distinto entre el turismo internacional (que no llegará al 51% de los niveles precrisis) y el nacional (que podría llegar al 90%).

Expertos como José Antonio Fernández, socio director de Monlex Abogados y secretario de la asociación de grandes cadenas hoteleras INVEROTEL, Emiliano Garayar, senior partner Garayar Abogados y presidente GAT Gestión, y Fernando Mier, socio director de Iuristax, confían que en la movilidad y la vacunación masiva no sufran más parones.

PUBLICIDAD

Falta una estrategia de país para el turismo

José Antonio Fernández se muestra crítico ante los fondos que va recibir la industria turística, la octava inversión citada en el Plan de Recuperación, cree que es insuficiente

“La realidad es que estamos sorprendidos ante el trato dado por la Administración. Con ello habrá que moverse si alguien descubre cómo hacerlo”, advierte este jurista.

Para este experto “la clave, aparte de que ahora llegarán ayudas directas a través de la CCAA, todavía no se sabe cómo se van a gestionar y que tope hay para pedirlas”.

PUBLICIDAD
José Antonio Fernández, socio director de Monlex Abogados y secretario de la asociación de grandes cadenas hoteleras INVEROTEL.

A su juicio, “lo más importante es apoyar a las microempresas del sector, restaurantes, agencias u hoteles. Dependen mucho de la financiación bancaria para poder aguantar los seis meses que quedan por delante. Hacen falta políticas concretas para sostener el sector”.

En su opinión el tema de la vacunación llega tarde, “ya la hemos pedido en enero desde el sector hotelero y algunas grandes empresas para que se hiciera como la vacunación de la gripe. El problema es que no había vacunas”.

PUBLICIDAD

“Pero en República Dominicana donde se negoció este tema y en esta semana está vacunado todo el personal del sector hotelero relacionado con Inverotel, grandes cadenas hoteleras”.

Sobre este verano, cree que todo dependerá de los destinos. “Baleares va a vivir una minitemporada entre julio y agosto. Con este plan es difícil que viva toda una Comunidad Autónoma que en el 90% vive del turismo. Otras zonas del país como Canarias podrá recuperarse en el tercer cuatrimestre”.

En cuanto a la península indica que «con turismo nacional y los movimientos terrestres desde Europa no estará muy afectada. La clave está en los aviones que son claves en estas zonas turísticas. Están listos pero no hay reservas porque falta claridad aún de lo que va a pasar. Los aviones se irán a otras zonas”.

PUBLICIDAD

Desde su punto de vista, “ha faltado una estrategia de país en el sector turístico. Nunca hubo una política de estado sobre el turismo en los últimos gobiernos. Durante mucho tiempo nos hemos sentido abandonados”.

Sobre los ERTE, este jurista recuerda que ya estaban en la legislación desde hace años “hubiéramos acudido siempre. No teníamos otra opción. Otra cosa es que por ley se ha facilitado la causa del mismo. Ahora acaban el 31 de mayo y ya deberíamos saber si se prorrogan. Los negocios necesitan de una previsión para organizarse”.

En cuanto al certificado verde digital que quiere impulsar la UE y que en países como España ya se está trabajando, José Antonio Fernández revela que “hubiera sido una idea si se hubiese implementado en febrero del 2021. La OCDE iba a implementar una estrategia común de movilidad internacional que la UE iba a aceptar, pero eso no ha ocurrido”.

Para este experto, “las reticencias internacionales de todo tipo están demorando mucho la entrada en vigor del certificado. Si entra en vigor en junio o julio habrá perdido mucho de su propia estrategia. Hay que ver cómo funciona y facilitar la movilidad. Se puede pasar la temporada porque hay que probarlo antes”.

Señala que «habrá que ver cómo se coordinan las 17 Comunidades Autónomas en España a nivel de registro y estos con los otros países de la UE. Habrá que ver como se coordinan los diferentes sistemas informáticos en la práctica”.

La importancia de que se levanten las restricciones

Para Emiliano Garayar, “lo esencial e inmediato es avanzar rápido en la vacunación hasta alcanzar la inmunidad de grupo en las próximas semanas o meses”.

“Todo ello acompañado de una política de comunicación orientada a nuestros mercados emisores (principalmente Reino Unido y Alemania) que ponga en valor Españas y sus hoteles como destino seguro”, explica.

A su juicio, “lo siguiente, íntimamente unido a lo anterior, es que se recupere la movilidad interior y la conectividad intracomunitaria y con terceros países. Para ello es fundamental a escala europea la existencia y vigencia en modo y a tiempo de los certificados de vacunación o pasaportes inmunológicos normalizados».

En este contexto considera que “con el objetivo de impulsar el reinicio de la actividad, lo más urgente es el levantamiento de las restricciones de actividad y movilidad. Sin viajes no hay turismo. Es fundamental proceder a vacunar a los trabajadores del sector con preferencia para de ese modo contribuir a generar el mayor grado de confianza a los clientes”.

Garayar señala que “financieramente, el sector está extenuado tras prácticamente dos años sin actividad, y tremendamente endeudado tanto financiera como comercialmente (con proveedores y propietarios)”.

En su opinión, “para aliviar la situación y estimular la actividad, sería necesario tomar medidas que redunden en el fortalecimiento de los balances de los operadores (condonaciones o capitalizaciones de deuda, moratoria y rebaja de impuestos IVA, IBI, IAE, etc.)”.

“También que incentiven la consolidación del sector ganando mayor tamaño; incentivos fiscales tales como la deducibilidad del fondo de comercio o la compensación sin limitación de BINs en operaciones estructurales) e incorporando verticalmente cadenas de valor esenciales (distribución mayorista)”, comenta.

Emiliano Garayar, senior partner Garayar Abogados y presidente GAT Gestión.

Este experto considera que “adicionalmente, se requieren políticas de estímulo de demanda y de fomento de la desestacionalización tanto interna como internacional: bonos turísticos, recuperación del turismo senior, colaboración público-privada para la realización de grandes eventos deportivos o culturales que vuelvan a poner en el mapa el destino España con todos sus atributos, etc.”.

Otro tema que ve necesario es “impulsar una buena política y eficiente campaña de comunicación que proyecte el país como un destino seguro que reúne los atributos que el viajero post-covid anhela y nos exige”.

En cuanto a las previsiones de este verano cree que “sigue habiendo desgraciadamente una gran incertidumbre tanto por la evolución de la enfermedad como por las políticas de los diferentes gobiernos autonómicos y europeos sobre los viajes no esenciales y la actividad turística”.

“Es esencial para la actividad económica la predictibilidad, y en estos momentos brilla por su ausencia, tanto más vistos los bandazos que se han venido produciendo en la lucha contra la pandemia en el último año y medio”, advierte.

“Por lo tanto, a escala europea, será clave el hecho de que se den pautas claras a medio plazo de las políticas de los diferentes estados y sobre las restricciones de viajes o criterios de destinos seguros”, comenta.

A su juicio, “salvo nueva ola provocada por alguna nueva variante, la temporada comenzará un poco más tarde y a menor nivel que en el 2019 para ir cogiendo progresivamente velocidad, recuperando en agosto los niveles del 2019, y prolongándose más allá de la duración habitual, hasta entrar en octubre y puede que algo más en algunos destinos menos estacionales y con condiciones climáticas que acompañen (costa mediterránea y archipiélagos)”.

Respecto a la entrada en vigor del Certificado Verde Digital que se plantea como pasaporte de vacunación, Garayar indica que “cualquier armonización que contribuya a facilitar los viajes seguros y la movilidad es bienvenida”.

Junto a ello destaca que “cuarentenas y pruebas Covid antes y después de los viajes hacen de estos una experiencia no placentera, y redundan negativamente en las perspectivas de recuperación de nuestra industria”.

Un sector que pide normas claras

Fernando Mier apunta que según el Plan de Resiliencia y Recuperación mandado a Bruselas por el Gobierno, la industria turística recibirá inversiones por un importe de 3.400 millones de euros durante el periodo 2021-2023.

“El sector turístico es uno de los que más ha sufrido en su actividad los efectos de las medidas adoptadas para combatir la pandemia”.

A su juicio, “claro que necesita inversiones, ayudas y financiación, pero sobre todo lo que necesita es poder desarrollar su actividad con normalidad”·

Mier aclara que “necesita seguridad sanitaria, medidas coherentes y meditadas, y un mínimo de estabilidad. Sin estas condiciones, no habrá una demanda que haga sostenible económicamente el negocio”.

Para este experto, “el verano del 2020 es el que fue distinto a todo lo que hasta ahora habíamos conocido. El del 2021 debería ser como habían sido siempre”.

También señala que “se percibe cierto incremento de las reservas, ganas en el público de volver a la normalidad, y cierta ansia por recuperar el tiempo perdido”.

Este jurista señala que “muchas cosas serán diferentes. Parece que hay cambios en las preferencias del usuario que busca destinos menos masificados, pero hay ganas”.

“Pero todo dependerá de cómo evolucione la situación sanitaria y las medidas que adopten los gobiernos. En esta situación, el sector tiene poco margen de actuación e iniciativa más allá de estar preparados”.

Fernando Mier, socio director de Iuiristax.

En cuanto al certificado verde digital o pasaporte de vacunación en el que ya trabaja la UE y muchos de sus países miembros, como es el caso de España, señala que es “fundamental y urgente”.

En su opinión, “para el sector es esencial poder abrir las fronteras y facilitar los desplazamientos, pero con seguridad para los viajeros y los trabajadores del sector”.

Este jurista no olvida que “el verano está a la vuelta de la esquina y tanto el sector, como el público necesita saber a qué atenerse para hacer planes”.