Ramón Sierra, el abogado del “Chicle”, renuncia a su defensa porque le mintió

Ramón Sierra, abogado defensor de José Enrique Abuín Gey, conocido como 'el Chicle', acusado del asesinato de Diana Quer, declarando a la puerta de los juzgados de Ribeira, A Coruña. EP.
|

Ramón Sierra se lo había advertido a José Enrique Abuín Gey: “si me mientes, renuncio a tu defensa”. El “Chicle” le aseguró que la muerte de Diana Quer había sido accidental. Que no había mediado agresión sexual ni homicidio alguno.

Simplemente de deshizo del cadáver. Un error.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Sin embargo, los restos de Diana Quer han contado otra historia: Fue estrangulada.

Y aunque no se ha podido demostrar que hubiera sido violada, ha sido suficiente para que Sierra se haya convencido, finalmente, de que Abuín Gey le había mentido.

Por ello, ha abandonado la defensa del “Chicle”.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Y así se lo ha hecho saber hoy a su cliente, durante la visita que ha realizado a la prisión de A Lama, Pontevedra, donde permanece recluido Abuín Gey.

“Hemos dejado la defensa porque para poder ejercer en un asunto penal, incluso de la más mínima trascendencia, es necesario creer total y honestamente en lo que se está haciendo para hacerlo con pasión y difícilmente en este instante, al menos yo, puedo hacerlo”, ha declarado Sierra a la salida de la cárcel.

El abogado defensor siempre creyó en el relato del atropello fortuito, seguido de la desaparición del cadáver, contado por su cliente.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Desde su punto de vista, en términos legales, podía haber sido un homicidio imprudente, que está penado con un castigo de 1 a 4 años de cárcel.

Los resultados de la autopsia cuentan otra historia completamente diferente, más acorde con la imputación existente: los supuestos delitos de homicidio o asesinato, detención ilegal, y también contra la libertad sexual.

El “Chicle” tendrá que buscarse ahora un abogado de pago o pedir uno del turno de oficio.

Sierra acabó con su dilema.