Más de un centenar de testigos se personarán en el juicio sobre la vinculación de seguros de vida a hipotecas

El juzgado Mercantil número 3 de Gijón tiene ante si un asunto clave del que puede beneficiarse miles de consumidores en el futuro
|

Las dimensiones de la vista que tendrá lugar el próximo 25 de octubre en el Juzgado Mercantil 3 de Gijón por el caso de los seguros vinculados a hipotecas crecen a medida que se acerca la fecha del juicio.

Según explica a Confilegal Marcelino Tamargo, abogado que encabeza la defensa jurídica de esta demanda colectiva, “en estas últimas semanas hemos recibido llamadas de muchos afectados con el mismo problema. Eso ha hecho que para no complicar la demanda hayamos hecho una selección para presentarles como testigos”.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

De esta forma, este abogado evita ha inhibición del juzgado en favor de la Audiencia Nacional por las dimensiones del tema.

Tamargo se persona como representante legal del Colegio de Mediadores de Seguros de Asturias “y llamamos como testigos del procedimiento al resto de Colegios de corredores y una selección de afectados por estas prácticas en todo el territorio nacional. Al final hay una lista de cien que posiblemente su señoría reduzca notablemente”.

PUBLICIDAD

El juicio se ha retraso al día 25 por problemas de uno de los abogados de la entidad bancaria por coincidir la fecha con otra vista. “Creo que el aplazamiento nos ha venido bien a todos para poder preparar este tema”, comenta este abogado asturiano, quien es consciente de que se encuentra ante uno de los procesos claves en su larga historia profesional.

Claves de un proceso judicial importante

Sobre las claves de este asunto, que puede convertirse en un hito si al final se prueba que es irregular que las hipotecas se asocien con un seguro de vida que establece la entidad bancaria, Tamargo revela que “una de ellas radica en que en el libre mercado le sale a uno más económico contratar un seguro de este tipo. Cuando contrata este seguro a prima única no es consciente de esa situación y de que está pagando de más. Es un seguro cautivo del que no puede salirse de ninguna forma”.

PUBLICIDAD

Otro elemento importante es que “normalmente cuando uno contrata una hipoteca, el banco le ofrece a través de una empresa de su grupo empresarial este tipo de seguros que pertenece a correduría de seguros. De alguna forma el consumidor financia tanto a ese corredor de seguros como a la empresa que le proporciona el propio seguro. Y además se está endeudando para pagar más intereses por ese seguro”.

PUBLICIDAD

Por si esto fuera poco, a finales del año pasado se publicó el Proyecto de Ley regulador de los contratos de crédito inmobiliario, que en la actualidad se encuentra en fase de presentación de enmiendas. Entre ellas  se quiere que las pó­lizas de se­guros ofre­cidas por las en­ti­dades sean de ca­rácter tem­poral anual re­no­va­ble. Es de­cir, los clientes po­drán cam­biar su se­guro cuando lo deseen mien­tras per­dure la hi­po­teca.

En esa reforma también se indica que la nueva ley hipotecaria prohíbe expresamente las ventas vinculadas de productos financiero, entre ellos, los seguros. La Unión Europea quiere terminar con la obligación de aceptar una serie de productos financieros como condición para obtener una hipoteca.

Cuando estas nuevas medidas estén en vigor, las entidades financieras deberán presentar a sus clientes ofertas alternativas -con y sin productos asociados- y permitir que, en el caso de los seguros, el consumidor pueda contratar la póliza por su cuenta, cumpliendo los requisitos establecidos por la entidad, y presentarla al banco.

Batalla judicial que acabará en el Supremo

Nuestro interlocutor es consciente de la batalla judicial que se avecina y que sea cual sea el signo del veredicto, “que es posible que lo tengamos antes de que acabe este año, prevemos una batalla judicial que es muy posible llegue al Tribunal Supremo”.

“Hablamos de una declaración de abusividad, esto es, cualquiera que lo sufriera podría pedir la anulación y que le devolviesen el dinero pagado de más”.

PUBLICIDAD

En todo este proceso, ambas partes son conscientes que en un tema tan específico como son los seguros de vida vinculados a las hipotecas la presentación de pruebas periciales y testigos directos va a ser clave para que la moneda se decante de uno de los dos lados de las partes personadas en este proceso.

“En los juzgados mercantiles no se dilucidan temas de seguros. Sin embargo es el sitio ideal para hablar de ello porque realmente nos encontramos ante un tema de consumo con una enorme repercusión”.

En este tipo de seguros que se hacen por la duración de la hipoteca “el cliente no se da cuenta de que los primeros diez años es mucho más barato. Es muy posible que al final de este periodo de tiempo hayas cancelado la hipoteca, pero has pagado una cantidad elevada en esos primeros años, superior a financiar ese seguro año a año. Esta situación genera muchas desigualdades en las prestaciones que va a percibir el consumidor”, aclara Tamargo.

Lo que queda claro por la experiencia y testimonios de muchos afectados que han llegado hasta este despacho, es que al cliente cuando se le ofrece el seguro de prima única de la entidad financiera, no se le ofrecen otros para que pueda elegir entre todos ellos que pudieran haber presentado otros corredores de seguros. “En esta situación, no le queda al consumidor otra solución que adquirir ese seguro si quiere percibir la hipoteca. Creemos que es un abuso importante y que no deben ir unidos”.

La admisión a trámite de esta demanda “es un buen indicio pero habrá que trabajar mucho para demostrar los argumentos que queremos plantear y que es un comportamiento abusivo de las entidades bancarias”.

Respecto al fallo, “creo que lo tendremos en un mes. Va a ser contundente y rápido. Este es un juzgado de reciente creación que no tiene mucha carga de trabajo”, apostilla Tamargo.