Carla Vallejo se abstiene de formar parte del tribunal contra Alba y Jaime Wood es recusado formalmente
Carla Vallejo y Julio Wood, amigos de Victoria Rosell, en la boda de Miguel Ángel Parramón; Vallejo ha renunciado a formar parte del tribunal que enjuiciará a Alba. Wood ha sido recusado.

Carla Vallejo se abstiene de formar parte del tribunal contra Alba y Jaime Wood es recusado formalmente

|
24/9/2018 06:15
|
Actualizado: 24/9/2018 08:21
|

El segundo tribunal del Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) que tendría que juzgar al magistrado Salvador Alba Mesa va camino de no poderse constituir. Como el primero, en el que sus componentes tuvieron que renunciar por haber estado contaminados al haber tenido que tomar decisiones, como tribunal de apelación, en el caso.

Los tres magistrados designados, por la Sala de lo Civil y Penal del TSJC, habían sido Carla Vallejo Torres, de 37 años, actualmente con destino como titular en el Juzgado de Vigilancia Penitenciario de Canarias, María Lluïsa Mediavilla Cruz, de 49 años, hasta el 18 de julio pasado titular del Juzgado de lo Social 7 de Santa Cruz de Tenerife y ahora en el Juzgado de lo Social 18 de Valencia -de nueva creación-, y Julio Luis Wood Rodríguez, de 39 años, titular del Juzgado de Instrucción 3 de Telde, Gran Canaria.

Renuncia formal de Vallejo Torres

Carla Vallejo Torres ya se ha abstenido formalmente a formar Sala.

«Por incompatibilidad absoluta no puedo formar parte de esta sala, ruego no me incluyan en la misma no aceptando mi designación», decía el texto que envió al TSJC a través de su iPhone.

Sobre Vallejo Torres se daban varias incompatibilidades.

La primera de ellas es que es amiga personal de la magistrada María Victoria Rosell Aguilar, quien es actor civil en el proceso 10/2016, en el que la pareja de esta, Carlos Ramón Sosa Báez, actúa como acusación popular. 

La magistrada Vallejo fue recusada por Alba precisamente por esa amistad con Rosell Aguilar.

La segunda es que cuando asumió la titularidad temporal del Juzgado de Instrucción 8 de las Palmas de Gran Canarias -en funciones de sustitución- fue la que recibió la denuncia de la grabación aportada por el empresario Miguel Ángel Ramírez Alonso y la que, en consecuencia, dictó el auto de 26 de mayo de 2016 que inició este procedimiento que ahora se va a juzgar en la Sala de lo Civil y Penal del TSJC.

La tercera es porque Vallejo Torres fue la magistrada que ordenó el desglose de los contratos que evidenciaban las relaciones comerciales entre Sosa Báez y y Ramírez  Alonso y quien, al parecer, aplicó la prescripción a varios delitos que se imputaban a Ramírez Alonso en dicha causa.

Esos contratos y relaciones comerciales son objeto de prueba en este procedimiento, por lo que la contaminación sufrida la inhabilita para mantener la mínima apariencia de imparcialidad requerida.

Se da la circunstancia, además, de que Vallejo ha sido propuesta como testigo en este caso por el abogado de Alba, Nicolás González-Cuéllar. 

María Lluïsa Mediavilla Cruz tampoco podrá formar parte del tribunal

Cuando la Sala de Gobierno del Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJM) aprobó la lista de magistrados que iban a conformar el citado tribunal -el 23 de julio- hacía 5 días que Mediavilla Cruz había cesado en el Juzgado de lo Social 7 de Santa Cruz. El 18 de julio el Boletín Oficial del Estado publicó su nuevo destino, en el Juzgado de lo Social 18 de Valencia, su tierra.

Nadie cayó en la cuenta. Normal, con unas normas de reparto tan nuevas. 

Y el 1 de agosto se publicó el acuerdo gubernativo, firmado por el presidente en funciones del TSJC, Humberto Guadalupe, en el que se la designaba presidenta y ponente del caso, cosa que no podía ser.

Y Julio Wood Rodríguez, recusado por Alba

El tercer miembro de este tribunal, Julio Wood Rodríguez, por su parte, ha sido recusado formalmente por Alba por falta de imparcialidad.

Este apela como causa de recusación a lo establecido en los apartados 9 y 10 del artículo 219 de la Ley Orgánica del Poder Judicial (LOPJ).

El primero, el 9, establece «Amistad íntima o enemistad manifiesta con cualquiera de las partes»; y el 10, «Tener interés directo o indirecto en el pleito o causa».

«D. Julio Wood Rodríguez es amigo de Dª Victoria Rosell Aguilar, al igual que lo es del Magistrado Sr. D. Miguel A. Parramón, persona que figura mencionada en la transcripción de la conversación numerada REC004, la cual será valorada como prueba documental por el Tribunal. Circunstancias ambas que son públicas y notorias», afirma el magistrado Alba en su escrito de recusación.

«La amistad con Dª Victoria Rosell y D. Julio Wood ha trascendido públicamente al aparecer el Ilmo. Sr. Magistrado recusado en fotografías publicadas por el periódico Canarias7 precisamente, en la boda del Magistrado D. Miguel A. Parramón, como invitado de éste. En dichas fotografías aparecen, entre otros, junto con el Sr. Wood, Dª Victoria Rosell y Dª Carla Vallejo«, añade.

El magistrado Alba también alude a la pertenencia de Wood a «la asociación profesional Jueces para la Democracia, en la que ha ocupado cargos de relevancia, como portavoz y miembro de la Sala de Gobierno de dicha asociación hasta 2016».

«El Sr. Wood ha acudido en las listas de este colectivo a elecciones a Sala de Gobierno junto a las Sras. Vallejo Torres y Rosell Aguilar y, como asociado, ha prestado su consentimiento y apoyo a dos comunicados emitidos por el colectivo contra D. Salvador Alba con ocasión de los hechos que serán objeto de enjuiciamiento», prosigue.

Y recuerda que como miembro de dicha asociación «ha participado y prestado su consentimiento, expreso o tácito, a la denuncia formulada por este colectivo ante el CGPJ que dio lugar a un expediente disciplinario por falta leve, por el que D. Salvador Alba fue sancionado por este Tribunal Superior de Justicia por una grabación realizada (…) que forma parte del acervo probatorio y documental del proceso que el Ilmo. Sr. Magistrado recusado está llamado a juzgar. Evidentemente, el Ilmo. Sr. Magistrado recusado ya se ha formado una opinión sobre la citada grabación, por lo que su ponderación como prueba está en entredicho».

En una última ampliación a las razones para la recusación, Alba incluye la publicación de una noticia en el diario La Provincia, de 8 de noviembre de 2012, en la que Wood afirmaba que una resolución del magistrado era ilegal.

En esta noticia se habla de:

Noticias Relacionadas:
Lo último en Tribunales