PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

La Fiscalía investiga el ‘acoso’ a Ciudadanos en Rentería

Rivera presentó una denuncia por presuntos delitos de injurias, amenazas y odio por los incidentes del pasado 14 de abril en esta localidad guipuzcoana Cientos de manifestantes intentaron reventar un acto de la formación, que tuvo que realizarlo en un clima de tensión y hostigamiento, en el que sufrieron "patadas", "golpes", "escupitajos", "huevazos" y "amenazas". Foto: EP
|

La Fiscalía Provincial de Guipúzcoa ha abierto una investigación por los insultos y amenazadas recibidos por militantes y representantes políticos de Ciudadanos en un acto de campaña celebrado el pasado 14 de abril en la localidad guipuzcoana de Rentería, que gobierna EH Bildu.

Cientos de manifestantes intentaron reventar un acto de la formación, que tuvo que realizarlo en un clima de tensión y hostigamiento. La Ertzaintza escoltó a los asistentes y a los periodistas que lo cubrían para evitar que fueran agredidos.

PUBLICIDAD

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, explicó que sufrieron «patadas», «golpes», «escupitajos», «huevazos» y «amenazas».

PUBLICIDAD

Tres días después, Rivera presentó una denuncia ante la Fiscalía General del Estado, en la que relata que durante la celebración del acto, cientos de individuos insultaron a los militantes y simpatizantes de Cs, profirieron gritos amenazantes, tales como:  «Os tenían que haber matado», «fascistas de mierda», «os tenemos en la mira», «fuera fascistas», «que se vayan», «mierdas, fuera de aquí», «cobardes», «hijos de p***», «tenéis que venir acompañados» y «no me aguantas la mirada».

Además, hubo sujetos que les lanzaron objetos desde los balcones como mecheros, monedas y huevos.

PUBLICIDAD

Para el líder de Ciudadanos, tales hechos pudieran ser constitutivos de un delito de amenazas (artículo 170 del Código Penal), injurias (artículo 208 del Código Penal) y de un delito de odio (artículo 510 del Código Penal).

Ciudadanos responsabiliza de la autoría de los hechos a la Asociación Juvenil Revolucionaria de la Izquierda Abertzale (Ernai).

Argumenta que lo sucedido en este municipio vasco «no es un hecho aislado de concentración espontánea de personas descontentas con una idea o un partido político, sino que es una clara maniobra organizada del entorno de la izquierda abertzale, Ernai, y que según fuentes de la Hemeroteca pública, aparecen en 2013 como heredera de los movimientos SEGI y JARRAI que ya fueron ilegalizadas». Destacó que esta organización se relaciona a nivel «identitario» con LAB y Sortu.

PUBLICIDAD

La denuncia iba acompaña por fotografías de pancartas contra Rivera y Ciudadanos que en aquella jornada aparecieron en edificios del municipio, con mensajes sobre lo sucedido colgados por usuarios de redes sociales y con un resumen del seguimiento que la prensa escrita y la televisión hicieron del suceso.

Los ciudadanos también dijeron a los periodistas que cubrieron el acto que «sin el permiso del pueblo no se puede grabar» y les instaban a que se fueran a Valladolid.

PUBLICIDAD

En un principio, la formación no Cs barajaba presentar una denuncia, a la espera de que el Ministerio Público actuara de oficio.

La denuncia fue presentada por el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, y la ‘número dos’ del partido al Parlamento Europeo como independiente, Maite Pagazaurtundúa. Foto: Cs

Ayer tarde se conoció que la Fiscalía de Guipúzcoa ha incoado diligencias de investigación, al objeto de practicar cuantas actuaciones sean necesarias para determinar la eventual tipicidad de los hechos denunciados.

Insta a la Ertzaintza a que remita atestado o informe detallado de los hechos acaecidos el 14 de abril de 2019 en la localidad de Rentería.

En aquel acto en Rentería participaron Maite Pagazaurtundúa, Albert Rivera, el filósofo y escritor Fernando Savater, y el exdirector de la Policía Nacional y la Guardia Civil Joan Mesquida, cabeza de lista por Baleares al Congreso, quienes tuvieron dificultades para hacerse oír por el ruido generado por esos individuos gritando, insultándoles, lanzando petardos y golpeando cacerolas.

La eurodiputada Maite Pagazaurtundúa, número dos del partido al Parlamento Europeo como independiente, denunció en el acto el “acoso puro y duro” al que cientos de manifestantes sometieron a los participantes.

PUBLICIDAD

Criticó que estos individuos pretenden “estigmatizar” para que la gente de Rentería que piensa como Cs “no pueda salir de su casa”.

“Eso es fascismo”, porque “vosotros no sois antifascistas, sois matones abertzales”, sentenció.

La eurodiputada también criticó que en Rentería “solo te hacen recibimientos si eres etarra, si sales de la cárcel, si has intentado asesinar a un funcionario de prisiones”.

Homenajes, como el que se hizo el pasado marzo al etarra Kepa Etxebarria, que intentó asesinar al funcionario de prisiones Juan José Baeza.

Homenaje a Kepa Etxebarria, miembro del ‘comando Donosti’ hasta su detención en 1999, que intentó asesinar al funcionario de prisiones de Martutene Juan José Baeza González, que resultó herido por un disparo en el cuello.

“Vergüenza os debería dar recibir a los asesinos con aurreskus de honor y no dejarnos decir a nosotros lo que nos da la gana”, señaló.

“Os pensáis que son gudaris (soldados), pero son asesinos”, les espetó mientras los simpatizantes de la izquierda abertzale arrojaban a la plaza de los Fueros, donde se celebraba el acto, huevos, botellas vacías, escupitajos…

El Colectivo de Víctimas del Terrorismo del País Vasco (Covite) ha informado que entre los radicales que acosaron al líder de Ciudadanos, Albert Rivera, y a los asistentes al acto de la formación en la localidad guipuzcona de Rentería, se encontraba uno de los autores del ataque contra agentes de la Ertzaintza en 1995, en el que “quemaron vivo” al ertzaina Jon Ruiz Sagarna.

Consuelo Ordóñez, presidenta del Colectivo de Víctimas del Terrorismo del País Vasco (COVITE) manifestó el pasado octubre, cuando ella y Maite Pagazaurtundúa recibieron el premio Eugenio Ruano Casanova pro Derechos Humanos, que «en el País Vasco y en Navarra, aunque ya no nos matan, siguen secuestrando nuestra libertad»

Tras los hechos ocurridos a Cs en Rentería, Orgóñez señaló que «los salvajes actos de violencia callejera y ataques» a la Ertzaintza que se vivieron durante aquel fin de semana en Rentería, San Sebastian y Bilbao ponen de manifiesto lo que siempre han denunciado, y reiteró que «el odio sigue intacto y más vivo que nunca en el País Vasco y Navarra».

Además, Pagazaurtundúa y Ordóñez llevan tiempo denunciando por qué se permiten en España los homenajes a terroristas y que queden impunes.

El pasado 8 de febrero hicieron un acto en San Sebastián para denunciar la “violencia moral y humillación” que suponen para las víctimas los homenajes a terroristas de ETA y la “falta de luz y justicia” en torno a sus crímenes.

Recordaron que el 12 de diciembre de 2018 el Parlamento europeo aprobó por mayoría el informe de conclusiones de la Comisión Especial de Terrorismo y se instó a los países miembros de la UE a prohibir este tipo de actos.